La agridulce carta de Jon Bon Jovi a su "yo" del pasado

El vocalista de Bon Jovi tuvo una infancia algo complicada pero destaca el apoyo y el amor incondicional de sus padres que siempre le ayudaron en todo
La agridulce carta de Jon Bon Jovi a su "yo" del pasado

Tiempo de lectura: 3’

Bon Jovi está más de actualidad que nunca. Hace pocos días daban un conciertazo vía streaming y mi compañero Javier Hualde te contaba la noticia, también su líder y vocalista, Jon Bon Jovi, ha hecho una campaña con su paisano Bruce Springsteen para concienciar sobre el uso de las mascarillas en Estados Unidos, pues bien ahora, el mismo Jon Bon Jovi ha concedido una, llamémosle especie de entrevista para Big Issue, dentro de una sección que personalmente me flipa, “envía una carta a tu yo más joven”, donde habla de un hecho que le dejó marcado desde que era pequeño.

Estamos acostumbrados a verle como un auténtico frontman encima de un escenario, pero al parecer no siempre fue así y parte de su infancia fue más dura de lo que te imaginas:

"El primer concurso de talentos que mis padres vinieron a verme tocar fue tan terrible que quisieron esconderse debajo de sus asientos por la vergüenza", afirma Jon. "Pero vieron mi pasión y mi compromiso. Así que cuando tenía 17 años me dejaron tocar en bares hasta la hora de cerrar y siempre me dijeron: 'Bueno, al menos sabíamos dónde estabas'. ... podía llegar a casa a la una o dos de la mañana, y tenía que estar en la escuela a las ocho. Sólo decían: 'Llega a tiempo al colegio; sabes que es tu responsabilidad... pero persigue tu sueño'.

Añadió que: "Mis padres sabían que no iba a los bares a pasar el rato sino para trabajar. A los 20 años ya había escrito 'Runaway' y estaba en la radio y a los 21 ya tenía un contrato discográfico.

Los padres de Jon siempre han sido un apoyo fundamental para el de New Jersey, ya que desde joven supo que lo único que quería en su vida, era dedicarse a la música: "A los 17 años ya tenía mi primer grupo llamado Atlantic City Expressway, en Nueva Jersey y estaba decidido a grabar discos y a cantar en una banda y a ganarme la vida con ello".

Pero, ¿qué habría pasado si no se hubiera dedicado a la música? Al parecer jamás se planteó esa situación...

"No había un plan B para mí nunca, mis padres me inculcaron la capacidad de hacer realidad el sueño", dijo. "Incluso si no eras realmente bueno en tu trabajo pero tú creías que sí, podía trabajártelo. Ese pensamiento inculcado fue el gran regalo que me dieron mis padres"

Admitió que había pasado por experiencias "profundamente oscuras" y "profundamente hirientes", pero argumentó que eran "parte de la vida", añadiendo: "Desearía que todo fuera bonito, pero tal vez si todo fuera bonito no habría obtenido esta sabiduría o esta profunda apreciación de quién y qué soy hoy."

Pero, habiendo recorrido el mundo entero con Bon Jovi, conquistando todas listas y todos los continentes, ¿cuál es el recuerdo más bonito que tiene?

"Si pudiera volver atrás y revivir cualquier momento de mi vida, lo primero que me viene a la mente es el nacimiento de mis hijos. Porque eso fue un milagro. El nacimiento de un ser que has ayudado a crear, es probablemente la cosa más grande e increíble que podría desear. Tocar la mano de Dios, es lo más cerca que has estado de eso. Recuerdo haber llegado a casa con Stephanie, nuestra primera niña, y pensar que tengo una hija... Nunca tuve una hermana. Eso fue desalentador. Estábamos en un territorio inexplorado, por decir algo. Todo el mundo viene de visita al hospital y traen flores y globos, y dejan tu bolsa y las mamás se acuestan en la cama con el bebé, y entonces estás como, oh Dios mío. ¿Y ahora qué?"

No estamos acostumbrados a leer declaraciones de este tipo donde nuestros rockstars favoritos se abren en canal, así que te animo a que leas al completo la carta porque no tiene desperdicio.

RockFM