Así era salir de gira con Metallica en los primeros años de su carrera

Metallica trabajó muy duro en sus inicios para conseguir hacerse un hueco en el mundo del heavy metal
Así era salir de gira con Metallica en los primeros años de su carrera

Tiempo de lectura: 3’

En 1984, Metallica empezó su primera gira por Europa, en la cual se unió a los pioneros del black metal, Venom, en la última gira del 'Seven Dates Of Hell', que incluyó conciertos en Suiza, Alemania, Francia, Bélgica y el Festival Aardschok en los Países Bajos.

En una nueva entrevista realizada para The Chuck Shute Podcast, el ex guitarrista de Venom y actual miembro de Venom Inc., Jeff “Mantas” Dunn recordó aquel viaje diciendo (según la transcripción de Blabbermouth): Lars Ulrich [batería de Metallica] era jodidamente ruidoso. Recuerdo que estábamos en un motel en alguna parte, y fue mi mánager quien me impidió salir de la habitación, porque yo iba a subir las escaleras y a matar a Lars en cualquier momento, porque estuvo de fiesta toda la noche y teníamos un vuelo al día siguiente. Mi mánager estaba como, 'Oh no, no, no, no' y finalmente dijo: 'Iré yo a solucionarlo'. Iba a decir: 'Lo mataré, joder', quiero decir, menudo infierno.

Los he visto varias veces después de aquel período y siempre hablamos”, continuó. “Creo que era 2016 o 2017, estábamos haciendo una gira estadounidense con Venom Inc., y tocamos en San Francisco y James Hetfield [líder de Metallica] vino a vernos. Y fue tan extraño. Yo estaba en el escenario y miré hacia el balcón, allí estaba James Hetfield tocando una guitarra invisible y cantando cada maldita canción... Todavía es un gran fan.

De hecho, después de eso estaba en el camerino y uno de los técnicos trajo mi guitarra. Yo estaba secando y limpiando mi guitarra con una toalla. La estaba poniendo en la funda y después me cambié. Y entonces escuché 'Oye, Jeff'. Me di la vuelta y allí estaba James Hetfield.

Di lo que quieras sobre esos chicos, pero joder, han trabajado duro para su éxito, añadió Jeff.

En una entrevista en 2012 con Rolling Stone, el guitarrista de Metallica, Kirk Hammett dijo que él y sus compañeros estaban “súper emocionados” por embarcarse en su primera gira europea con Venom. “Pensé que era algo mundano, porque me había quedado en Nueva York durante unos meses”, dijo. “Pero para ir a Europa, para James, Cliff Burton [bajista] y yo, el choque cultural nos afectó bastante. Fue la comida, la barrera del idioma, el hecho de que las tiendas abrieran y cerraran en diferentes momentos del día. Los domingos no podías conseguir nada. La televisión era diferente. No podías leer nada cuando mirabas a tu alrededor. Lo superamos después de un tiempo, pero fue muy diferente de lo que cualquiera de nosotros esperaba.

Seis meses antes de eso, estaba sentado en mi Volkswagen, bebiendo vodka, conduciendo por el Bay Bridge, poniendo Venom durante el camino para escuchar a algunas de las bandas del metal que tocaban en un club de San Francisco. Ahora estoy de gira con ellos. Fue un gran salto para mí, pasé de ser un fan del heavy metal a ser un músico del heavy metal, era parte de aquello”.

Hace dos años, el líder de Venom, Conrad “Cronos” Lant, recordó la gira de su banda con Metallica en una entrevista con Consquence Of Sound, en la que decía: “Fue un gran momento. Y fue un buen momento para que esos chicos realmente pudieran llegar a los espectáculos europeos.

Buscábamos grupos como nosotros, porque, como siempre decíamos, teníamos un público diferente”, explicó. “No estábamos atrayendo al mismo tipo de público que iría a ver Mötlye Crüe o lo que sea.

Un amigo solía tener un puesto de contrabando, y un día vino a verme con una cinta de VHS y me dijo: 'He visto a esta banda en San Francisco y son como vosotros'. Y era un concierto de Metallica, con Dave Mustaine llevando su camiseta de Venom, 'Welcome To Hell'. Entonces, cuando tuvimos la oportunidad de ponernos en contacto con Jon Zazula [fundador de Megaforce Records y ex mánager de Metallica] fuimos hasta allí y dijimos: 'Hay una banda al otro lado del país...'. Ahora bien, viajamos 3.000 millas desde Inglaterra a Nueva York, y esos tipos viajaron 3.000 millas desde la costa oeste hasta Nueva York, así que eso era lo justo, encontrarnos a mitad del camino. Y luego, después de eso, recuerdo que le conté a James esa historia y él dijo: 'Oh no, no, no, no, hay una banda que se parece mucho a vosotros'. Y fue entonces cuando nos habló de Slayer. Dijo: 'Hay una banda en Los Ángeles como vosotros'. Y luego, a partir de ese momento, apareció Exodus y todos los demás empezaron también a salir, fue algo increíble.

Pero los chicos de Metallica, son tipos muy trabajadores”, agregó Cronos.Joder, no podía quitarles eso. Estábamos llegando al final del tour 'Seven Dates Of Hell' en Europa [febrero de 1984], y todos nos estábamos preparando para volver a casa, poner nuestros pies en alto y empezar a trabajar en el próximo disco. Y yo dije: '¿Qué planes tienen?'. Y recuerdo que Ulrich dijo: 'Hemos preparado nuestra propia gira'. Y entonces les dijo: 'Guau, nunca paráis'.

Me importa una mierda si la gente dice, 'Este álbum es terrible o ese álbum es terrible'. Cada banda que tiene una larga carrera va a tener mejores y peores lanzamientos. Y me importa una mierda lo que diga la gente sobre la carrera de Metallica en su conjunto, eran tipos muy trabajadores al principio, y eso no se lo va a poder quitar nadie”.

RockFM