Axl Rose trabajó muy duro para tocar con AC/DC, según Chris Slade: “Calentaba dos horas todos los días”

El ex-batería de AC/DC se sincera sobre su experiencia con Axl Rose, que sorprendió a toda la banda
Axl Rose trabajó muy duro para tocar con AC/DC, según Chris Slade: “Calentaba dos horas todos los días”

Tiempo de lectura: 3’

El ex-batería de AC/DC, Chris Slade, ha alabado a Axl Rose por su rendimiento con la banda supliendo a Brian Johnson en 2016, afirmando que el cantante de Guns N' Roses fue “tremendo desde el principio”.

Hace ya más de cinco años, AC/DC se vieron obligados a posponer varias de las fechas de su gira norteamericana a raíz de los problemas de oído de Brian Johnson, que se arriesgaba a “una pérdida auditiva total”. Sin embargo, los australianos consiguieron finalizar su gira gracias a Axl Rose, que hizo de “vocalista invitado”. Por otro lado, Phil Rudd, batería titular de la banda, tuvo varios problemas legales, más concretamente tras ser denunciado por posesión de drogas y amenazas de muerte a un empleado, que le impidieron seguir tocando con la banda en aquel tour, por lo que fue reemplazado por Chris Slade, otro histórico batería del conjunto.

Ahora, Slade ha recordado el paso de Rose por la banda en una entrevista para Vinyl Writer Music (a través de Blabbermouth.net). “Sí. Bueno, para mí, fue muy largo. Tanto yo como mi esposa tuvimos que pasar mucho tiempo en Miami, Florida”.

“Antes de ese descanso, que acabó en Florida, Brian estaba realmente descontento con lo que estaba haciendo. Yo podía escucharle perfectamente, estaba usando auriculares in-ear y podía escuchar todo lo que hacían él y la banda. Para mí, no sonaba tan mal como él pensaba. Yo no dejaba de decirle: 'Brian, lo estás haciendo bien'. Sin embargo, a él no le gustaba. No sé cuáles fueron las circunstancias, pero nuestro tour manager, Tim, nos dijo: 'Brian ya no está aquí'. Y yo dije: 'Oh, vale'”.

“Nos llevó un tiempo, quizás algo más de un mes. Entonces, fuimos a Georgia y realizamos algunas audiciones. Y recuerdo que le dije al técnico de baterías, Dick Jones: '¿Qué hay mañana? ¿Tenemos el dia libre?'. Y me dijo: 'No. Mañana viene Axl Rose'. Y yo le dije: '¡¿Qué?!'. No me lo podía creer, había escuchado todas las historias sobre Axl. Al día siguiente, allí estaba. Le di la mano y pensé: 'Este tío no es malo en absoluto', y él nos contó alguna broma. Después cantó y no sabía que tenía esa voz. No tenía ni idea de que podía cantar así. Fue tremendo desde el principio. Al día siguiente, estaba en la banda”.

Cuando fue preguntado por si Axl encajaba con la banda, Chris no tuvo dudas: “En mi opinión, sí. La gente puede no estar de acuerdo conmigo pero, de nuevo, le podía escuchar a la perfección. Algunas de las notas que daba eran increíbles. Solía calentar dos horas cada día. Y sé que lo hacía porque estábamos en el mismo piso, muy cerca. Podías escucharle al piano, haciendo escalas y todo. Y, como digo, era un tipo muy divertido. Sé que no es la opinión que mucha gente tiene, pero esa fue mi experiencia con Axl”.

“Sé que en el pasado tuvo problemas, pero el tío que conocía era realmente agradable y tenía mucho talento. Nunca llegó tarde, jamás. Eso es lo que más me preocupaba sobre él, por en AC/DC nunca somos impuntuales, ni un solo segundo. Si el show es a las 20:30, saldremos a las 20:30”, explica Slade.

“En aquella gira, por cierto, hubo un problema una noche. No sé qué fue exactamente, creo que una guitarra no funcionaba bien, y llegamos media hora tarde al show. Después descubrí que esa fue la única noche en la que AC/DC salió tarde a tocar. Son muy concienzudos con eso, todo tiene que estar en su sitio”.

Slade formó parte de AC/DC de 1990, cuando grabó 'The Razor's Edge', hasta 1995, momento en el que regresó Phil Rudd. Aunque tuvo esperanza de regresar al conjunto hace un par de año, no se le llamó para grabar 'Power Up' y no se espera que toque con la banda en su próxima gira.






RockFM