Bob Rock (Metallica, Bon Jovi) recuerda cómo enfureció a John Paul Jones (Led Zeppelin) con un "insultante" proyecto musical

El productor Bob Rock habla de cómo enfureció a John Paul Jones, bajista de Led Zeppelin
Bob Rock (Metallica, Bon Jovi) recuerda cómo enfureció a John Paul Jones (Led Zeppelin)

Tiempo de lectura: 2’

El músico y productor canadiense Bob Rock (Metallica, Bon Jovi) ha hablado en una nueva entrevista con Tone-Talk sobre cómo enfureció a John Paul Jones con un "insultante" proyecto musical, una banda que quizás conozcas por su éxito en los '80 y que se llamaba Kingdom Come. Cabe destacar que el grupo consiguió girar con Van Halen, Metallica, Scoripons o Dokken y firmó canciones de la talla de "Get It On" y "What Love Can Be".

"Derek Shulman me llamó y me dijo que tenía una banda con la que me gustaría trabajar. Me dio una oportunidad y, de hecho, Kingdom Come fue el primer grupo con el que trabaje desde que dejé de hacer equipo con el productor Bruce Fairbairn. Ellos querían sonar como Led Zeppelin y yo estaba dispuesto a ayudarles. El batería era un gran batería e intentamos llegar tan cerca como pudimos con lo que sabía hacer en aquel momento. Estaba aprendiendo a producir y nos acabó saliendo muy bien. Este disco (homónimo) es un gran álbum. Disfruté mucho trabajando con ellos".

Sin embargo, el álbum no estuvo exento de polémica, al igual que lo ha podido estar, en los últimos años, la música de bandas como Greta Van Fleet. Las comparaciones estaban a la orden del día y no eran pocos los fans que no estaban de acuerdo con el parecido con Led Zeppelin. El grupo acabó siendo llamado, en torno burlesco Kingdom Clone y, además, en 1998, el mismísimo Jimmy Page les acusó de "robar sus riffs" y definió su estilo como "molesto" puesto que, para él, su música no era un homenaje o un guiño, dado que su parecido con la música de su banda era excesivo para su gusto.

Bob Rock pasó, entonces, a explicar su triste anécdota con John Paul Jones después de producir aquel álbum: "Conocí al bajista de Led Zeppelin una vez. Fui a cenar con él. Estuvimos hablando de toda clase de cosas. Al final fuimos a casa del tipo de la discográfica y nos tomamos un par de botellas de vino. Entonces descubrió que yo había trabajado con Kingdom Come y comenzó a gritarme así que me tuve que ir. Sintió que lo que había hecho para la banda era insultante. Yo le intenté explicar: 'Tío, no lo entiendes. Hicimos aquello porque os queremos muchísimo'. Fue una experiencia horrible'".

RockFM