Bruce Dickinson desvela el verdadero motivo por el que dejó Iron Maiden: “Qué le den, me largo”

El cantante de Iron Maiden sintió la imperiosa necesidad de salir del grupo hace 30 años
Bruce Dickinson desvela el verdadero motivo por el que dejó Iron Maiden: “Qué le den, me largo”
Toronto,-,November,23,,2019:,Bruce,Dickinson,Speaks,To,The

Tiempo de lectura: 2’

Tal y como informa Blabbermouth.net, Bruce Dickinson afirma que sintió que “tenía que irse” de Iron Maiden hace casi 30 años para “aprender cómo era” vivir lejos de la banda.

Como puede que sepas, Dickinson se unió a Iron Maiden en 1981, sustituyendo a Paul Di'Anno, con su ayuda, la banda alcanzó uno de los momentos más dulces de su carrera, sobre todo después de la salida de 'The Number of the Beast' en 1982. Bruce dejó el grupo en 1993, persiguiendo una carrera en solitario, solo para regresar en 1999.

Ahora, preguntado por este momento de su vida en uno de sus shows en solitario, en los que charla con el público, Dickinson ha explicado lo siguiente: “Honestamente, estaba tan sorprendido como el resto de la gente. Pensé que me quedaría para siempre en Iron Maiden, todo lo que aprendí era cómo era estar en la banda”.

“Para aprender cómo son las cosas fuera de Maiden, tienes que irte porque, a no ser que te vayas, nadie se va a tomar nada de lo que hagas en serio. Siempre sería: 'Oh, qué majete. Está grabando un disco en solitario. Vamos a dejar que se divierta y que luego vuelva a Iron Maiden'. Lo odiaba. Así que pensé: 'Qué le den, me largo'. Y la gente dijo: '¿Qué pasa si tu carrera en solitario no funciona?'. Yo les dije: 'Mira, pues eso será Dios o el destino diciendo que es lo mejor'. Es mejor intentarlo ahora y hacer algo más con tu vida que sentarte fantaseando y acabar amargado”.

Ya en 2019, Dickinson afirmó que Iron Maiden no le generaba nada de nostalgia cuando abandonó el grupo.

“Todo lo que necesitaba saber es que no íbamos a volver como si fuera una especie de reunión. No quería volver al pasado. El asunto era juntar a la banda mirando al futuro, grabar un disco nuevo genial y relanzar el ímpetu y la dirección de la banda. Y Steve Harris dijo que es lo que quería hacer, así que yo estuve de acuerdo. Y, por supuesto, el primer disco que sacamos a mi regreso, 'Brave New World', creo que es uno de los mejores álbumes que hemos grabado”.

Durante la ausencia de Dickinson, Maiden fichó a Blaze Bayley, que antes militaba en Wolfsbane, publicando 'The X Factor' (1995) y 'Virtual XI' (1998), coincidiendo con el momento de menor popularidad de la banda.

RockFM