Dave Grohl (Foo Fighters) le cede su “trono del rock” al músico que más se lo merece en todo el mundo

Si alguien se merece sentarse en el trono del rock de Dave Grohl, ese es este hombre
Dave Grohl (Foo Fighters) le cede su “trono del rock” al músico que más se lo merece en todo el mundo

Tiempo de lectura: 2’

Dave Grohl, frontman de Foo Fighters, ha encontrado un unevo dueño para su “trono del rock”, el mismo que utilizó tras romperse la pierna en 2015 y que, más tarde, le cedió a Axl Rose (Guns N' Roses) para que lo utilizara junto a su banda y en su gira con AC/DC. Ahora, el que se sentará en esta magna silla, tal y como indica Loudwire, será el bajista de Greyhawk, Darin Wall.

Como te contamos hace algunos meses, Wall le salvó la vida a todos los asistentes a uno de sus conciertos después de reducir, por su cuenta, a un pistolero cuya intención era entrar en el local donde estaba teniendo lugar el show y realizar una carnicería. Pese a tener éxito deteniendo al lunático, Darin recibió un disparo en la pierna.

Wall ya le ha dado uso, el pasado domingo, en el primer concierto de la banda de Seattle desde el día del tiroteo.

En declaraciones a KTVB7, Wall explicó que se dio cuenta de que algo no estaba bien al ver el comportamiento del hombre, conocido como Ethan Byrd, fuera del recinto de conciertos. Al, parecer, Byrd estaba haciendo el gesto de disparar con una pistola apuntando al público y tanto Wall como un compañero de su banda intentaron impedir que accediera al edificio.

“No sé si alguien más lo vio”, cuenta el bajista. “Me dio una sensación rara al momento. A veces tienes que enfrentarte a gente realmente drogada o muy borracha. Están muy enfadados, gritan y son muy beligerantes. Este tío era muy frío, a mi parecer”.

Byrd dejó el área, pero regresó rápidamente con una pistola que sacó de su coche y que escondió en sus pantalones. En ese preciso instante, Wall placó al individuo armado, pero recibió un disparo en la pierna durante la refriega.

“Vi que alargaba la mano detrás de él y que cogía el arma. Ahí fue cuando me moví”, explicó el artista, que se ha convirtió en un héroe de la noche a la mañana. “No se me pasó ninguna otra opción por la cabeza. La pistola estaba en el bolsillo de sus pantalones y me disparó a través de ellos, acertando en mi muslo superior”.

“Tuve suerte con el lugar en el que me disparó. Es un lugar en el que no podía dañarse nada de forma permanente. No lo pensamos”, relató Wall.

El show, hasta que pasó todo, fue un rato maravilloso lleno de alegría y de amor. Fue una gran fiesta y moló muchísimo. Abraza a tu familia y a tus amigos. El mañana nunca está garantizado, así que tenemos que cuidar los unos de los otros”.

Ahora, el bajista ha hablado, feliz, sobre el honor que representa sentarse en esta silla, forjada con mástiles de guitarras: “Solo la han usado tres personas: Dave Grohl, Axl Rose en Guns N' Roses y yo”.



Lo cierto es que el bajista de Greyhawk no está, del todo, en lo correcto. Dave Grohl también le dejó su silla al músico Matthew Ramsey mientras se recuperaba de una lesión. Eso sí, Wall es el tercer artista de rock que lo usa.

Sea como fuera, la genial idea fue del ex-batería de Nirvana, tal y como indica el Wall: “Dave Grohl me llamó desde los MTV VMA Awards y me dijo que me iba a mandar el trono”.

¡Ojalá lo disfrute mucho!

RockFM