Dee Snider (Twisted Sister): "El grunge fue una etiqueta usada por los periodistas para humillar a las bandas"

El cantante de Twisted Sister no cree que el grunge fuera el que bajó al hair metal de su trono
Dee Snider (Twisted Sister): "El grunge fue una etiqueta usada por los periodistas para humillar a las bandas"

Tiempo de lectura: 2’

Durante una entrevista con Ultimate Guitar, el cantante de Twisted Sister, Dee Snider ha hablado sobre la llegada de nueva música en la década de los '90 y ha dado su opinión sincera sobre el grunge y su papel en la desaparición del hair metal como género predominante en la escena rockera.

Como ya sabrás, cuando Nirvana popularizó el género, una gran cantidad de bandas de la década anterior sintieron esta llegada como una gran amenaza y acabaron viviendo un periodo de decadencia del que tardaron años en recuperarse.

"Me encantaban esas nuevas bandas. Cuando comenzaron a salir, ni siquiera se llamaban grunge. Eso es lo que tienen los títulos, el heavy metal, el punk, el hair metal, esas etiquetas no las eligen los artistas, sino los que escriben sobre ellos."

"Normalmente, llevan una connotación negativa. Usualmente, se utilizaban como una forma de humillar. Y a esos artistas de los que decían que hacían grunge, punk o heavy metal lo odiaban. Es un hecho, tío, soy viejo, lo sé, es así. Si mencionabas el grunge a Soundgarden o a Pearl Jam, se ponían físicamente violentos contigo. ¡Solo eran una banda de rock! Si hubieran querido una etiqueta, en cualquier caso, Soundgarden o Alice in Chains se hubieran definido como metal. ¡Salían de gira con Ozzy!".

"Aquello fue definido por algunos periodistas, que metieron un poco la cabeza y lo definieron como un nuevo sonido. Cuando salió, yo estaba haciendo un programa de metal en la radio y pinchaba a Nirvana, Alice in Chains o Soundgarden en mi programa, era genial, ¡era música nueva y pesada!".

"Entonces fue definido como grunge y después lo convirtieron en el asesino del hair metal y fue horrible. Yo no culpo a la música, el hair metal se hizo esto a sí mismo. Se convirtió en algo muy comercial, y entonces comenzó a 'desenchufarse' y todo eran power balads y canciones acústicas, ya no era metal, tenía que terminarse, tenía que cambiar".

RockFM