Dee Snider (Twisted Sister) odiaba a Bob Dylan: “Todo el mundo le pone en un pedestal”

El vocalista de Twisted Sister carga contra el emblemático artista y habla del legado de distintas bandas
Dee Snider (Twisted Sister) odiaba a Bob Dylan: “Todo el mundo le pone en un pedestal”

Tiempo de lectura: 3’

En una nueva aparición en el podcast de BraveWords (vía Ultimate Guitar), el cantante de Twisted Sister, Dee Snider, ha hablado sobre Bob Dylan, la escena del thrash metal que salió de San Francisco y de la versión que Dimmu Borgir realizó del tema “Burn In Hell” (1984) en 2001.

Todo comenzó cuando Dee fue preguntado por Slayer, a lo que el músico replicó lo siguiente:

“Documentales, me encantan los documentales, he aprendido un montón. Odiaba a Bob Dylan, pero he visto un par de cintas sobre él solo por curiosidad, y ahora entiendo lo que sucedía”.

“No se trata de Bob Dylan, pero era un poco... La gente dice: '¡Es el mesías!'. Él nunca ha dicho que lo fuera, solo era un músico, solo grababa discos y todo el mundo le pone en un pedestal, aunque él intenta luchar contra ello”.

Vi 'Murder in the Front Row: la historia del thrash metal de San Francisco' y me permitió entender la escena del Área de la Bahía, que es como la triestatal de la que salió Twisted Sister, muy intensa y apasionada”.

“Vi cómo sucedió todo, y también vi que Slayer, originalmente, llevaban spandex y maquillaje, pero está bien, está bien, sin avergonzarse. Pero, al mismo tiempo, eran escenas distintas”.

“Y, en cuanto nosotros, Twisted Sister, no soy una de las personas que dicen: 'Deberíamos estar en el Rock N' Roll Hall of Fame, somos una de las bandas más grandes de la historia'. No voy a decir esa mierda, pero tuvimos nuestro momento y un valor”.

“Una de las cosas que fuimos fue una gran influencia para muchas bandas y esos años que la gente conoce. Muchas bandas estudiaron lo que salió de nuestra escena: los Bon Jovis, Cinderellas, Poisons o bandas como Anthrax, Overkill o Public Enemy”.

“Chuck D. dijo que si no fuera por Twisted Sister, no existiría Public Enemy. Solía venir a ver a nuestra banda, y dijo que era esa rebeldía, los 'que te den', la forma de plantarlo en tu cara, lo que le hizo crear su grupo, que tuvo, al mismo tiempo, esa misma actitud”.

“Así que fuimos una influencia y es divertido. Estaba viendo un documental sobre Overkill. Y, si prestas atención, verás que Bobby Blitz estudió a Dee Snider. 'Dee lanza su mano al aire, nosotros también', hablaba sobre ello”.

“Pero el caso es que decían: 'Twisted Sister toca rápido, nosotros tocamos rápido'. Lo hacíamos porque bebía tanto café en aquella época que la banda llegó a amenazar con despedirme. No me di cuenta de que estábamos inventando el speed metal, pero, por lo que parece, estábamos contribuyendo a la creación de la escena de la Costa Este con nuestro rock and roll animado y repleto de cafeína”.

La versión de Dimmu Borgir

Sobre la versión de “Burn in Hell”, sacado de 'Stay Hungry' (1984), que Dimmu Borgir publicó en 2001, Snider ha dicho lo siguiente: “Nos hicieron justicia y nos introdujeron a toda una nueva generación, una nueva audiencia. Obviamente, son fans, y a veces nos sorprenden”.

“Cuando Dimmu grabó ese tema, nos presentó a un nuevo público, y es curioso porque, cuando la toco en Europa siempre digo: 'La siguiente canción es de Dimmu Borgir'. Es como lo que le pasó a Van Halen al versionar 'You Really Got Me'”.

“'¿Quiénes son The Kinks? Oye este viejo está tocando un tema de Van Halen'. Es como: 'No...'. Pero sí, apreció eso porque estamos en una banda de metal”.

“Soy fan del metal, la gente que no entiende cómo puedo estar aquí a día de hoy, porque Twisted Sister era una banda como New York Dolls, la gente quería una banda repleta de purpurina tocando Mott The Hoople, Bowie, T-Rex, querían ser The Dolls”.

“Me encanta esa mierda, pero también adoro Priest, Deep Purple, Zeppelin y Sabbath, así que llegué a una banda que quería estar repleta de purpurina, pero fue como: 'Gauy, lo acepto, aunque también quiero que tengamos una influencia de metal'”.

“Y si miras a través de la historia de 'Under the Blade', 'You Can't Stop Rock N' Roll', 'Sin After Sin', 'Burn in Hell' o 'Fire Still Burns' que muy claro que éramos metálicos”.






RockFM