Gilby Clarke explica la razón de peso por la que Guns N' Roses no debería tener tres guitarristas

El que fuera guitarrista de Guns N' Roses, Gilby Clake, habla sobre su salida de la banda, su reunión en 2016 y por qué solo debería tener dos guitarristas
Gilby Clarke explica la razón de peso por la que Guns N' Roses no debería tener tres guitarristas

Tiempo de lectura: 2’

En una nueva entrevista con Ultimate Guitar, el que fuera guitarrista de Guns N' Roses, Gilby Clarke, ha hablado sobre la polémica historia de su despido de la banda californiana, ha explicado que fue invitado a volver al conjunto en 2016 y, además, ha explicado por qué piensa que no debería haber tres guitarristas en el conjunto.

El ex-mánager de la banda, Doug Goldstein, hizo varios comentarios sobre el despido de Gilby Clarke la semana pasada. Goldstein afirmó, en sus declaraciones, que Axl no era "el malo de la película" y que Slash y compañía le habían hecho falsas promesas al hacha, pese a que eran conscientes de que el cantante ya había decidido despedirle.

"Mira, Axl fue el que me echó de la banda, eso es un hecho", explicó el guitarrista. "Ha habido muchas declaraciones después de que pasara, pero solo puedo contarte lo que Axl me dijo a mí. No voy a entrar en una discusión sobre las cosas que podrían haber sido escritas en tablones de mensajes o cosas así. Solo te comento lo que él me dijo".

"Y Axl me quería como parte del proceso de composición de mi siguiente disco. Sé que se ha hablado mucho sobre por qué cambió de opinión y de lo que sucedió alrededor de aquello, no sé. Lo único que sé es que yo iba a ser parte de aquel proceso".

"Axl y yo no tenemos una mala relación. Quiero decir, no he hablado con él desde hace mucho, nunca fuimos amigos, pero, mientras estuvimos juntos en la banda, hablamos bastante. Me solía llamar por teléfono y tuvimos algunas conversaciones muy agradables sobre la música y el futuro de la banda y toda esa clase de cosas".

"Además, es posible que haya sentido que tenía algo contra mí durante todos estos años, pero puede que sepas que me invitó a tocar con la banda cuando volvió la formación clásica. Así que, obviamente, si hubiera tenido un problema, no me habría invitado. No sé de lo que está hablando Doug".

El músico explicó, entonces, que sigue abierto a volver a tocar con Guns N' Roses, incluso aunque rechazara su invitación para volver con ellos en 2016.

"Siempre estará abierta Sin embargo, da igual lo que pase, tengo respeto por la banda. Siempre he pensado que, hasta después de salir del grupo, tenía que tenerle respeto. Nunca he pensado en lo que fue o dejó de ser, pero siempre he intentado tratar mi periodo con ellos con respeto".

"Nunca intento dejar mal a la banda o aprovecharme de ellos. Pero, si en algún momento, me pidiesen que volviera, tendría que ver cuál es la situación. Antes la gente me preguntaba y yo les decía que me encantaría subirme a tocar de invitado".

"Pero la situación, en la última ocasión, no me encajaba. Además, había algo que no dejaba de plantearme. Cuando la banda estaba pasando por todos aquellos cambios y estaba atascada, Axl tuvo la idea de incorporar a tres guitarristas, y yo fui, probablemente, el único al que eso no le parecía bien. Lo único que pensaba era, tienes a Slash".

"Tienes un guitarrista rítmico que acentúa lo que hace Slash, pero él es el que le da el sonido a la banda. Si metes a tres personas, estás quitando uno de los grandes activos que tiene el conjunto".

¿Volveremos a ver a Gilby Clarke en Guns N' Roses? Solo el tiempo lo dirá, pero parece que, por el momento, los californianos están mejor con solo dos guitarristas.

RockFM