Guns N' Roses: así destrozaron su apartamento durante la grabación de 'Appetite for Destruction”

Los de Axl Rose ya la liaban incluso antes de publicar su primer disco
Guns N' Roses: así destrozaron su apartamento durante la grabación de 'Appetite for Destruction”

Tiempo de lectura: 2’

En una nueva entrevista para Full in Bloom (transcrito por Ultimate Guitar), el ingeniero Micajah Ryan, que participó en la grabación del 'Appetite for Destruction' (1987) de Guns N' Roses, ha recordado cómo, durante la grabación del mismo, la banda destrozó el apartamento en el que vivían en aquel momento,.

Cuando fue preguntado por alguna “historia salvaje” de aquellos días, Micajah no dudo en contar la siguiente:

“Oh, sí, te contaré una. Era un jueves por la mañana y llegó el productor Mike Clink, tenía una llamada. Estábamos esperando a que la banda viniese y le llamaron. La llamada era de la casera del apartamento en el que vivía la banda. Así que Mike se me quedó mirando, dejó escapar una risilla, y me dijo: '¿Quieres dar una vuelta?'”.

“Nos subimos a su coche y conducimos hasta el apartamento y, cuando llegamos ahí, el casero también estaba la casera, además de los nervios. El caso es que abrió la puerta del lugar y nos dejó entrar dentro. En cuanto pasamos...”.

“Todas y cada una de las cosas que eran de cristal estaban rotas. Las ventanas, los espejos, las copas, los recipientes, todo lo que fuera de cristal estaba destrozado, incluyendo el espejo del baño. Ella, la casera, estaba fuera de sí, no sabía como gestionar todo aquello”.

“Mike lo gestionó con mucha gracia. Le dijo: 'No te preocupes, la compañía discográfica pagará para que arreglen todo esto, nos encargaremos de ello. No hace falta que te preocupes, hablaré con los chicos y descubriré qué está pasando”.

“Volvimos en coche al estudio, y Mike estuvo riéndose todo el camino. No dejaba de sacudir la cabeza: 'No me lo puedo creer... es increíble'”.

¿Quién estaba en el apartamento en aquel momento?

“Bueno, Slash, Duff McKagan, Steven Adler y Axl no estaban. Todos ellos vivían allí, así que no estoy seguro de quién rompió las cosas. Cuando llegamos allí no había nadie. Solo lo usaban, creo, como un sitio donde dormir cuando iban de Hollywood al estudio”.

Micajah, entonces, pasó a explicar, dado que fue un proceso con varios productores y equipos de grabación, en qué parte del disco trabajó y a quién grabó durante la factura del 'Appetite for Destruction'.

“Bueno, comenzamos con las guitarras rítmicas, nos pusimos con el ritmo, y después Slash comenzó a grabar algunos solos. Sin embargo, el motivo por el que nos encargamos primero de la parte rítmica era para poder grabar las voces”.

“Por la mañana grabábamos los tracks rítmicos y, después, seguíamos con los solos. Posteriormente, a la tarde, Axl venía a grabar”.

Al parecer, confirma el ingeniero, los miembros de Guns N' Roses no iban en tromba al estudio.

“Venían de uno en uno. Yo pasé tiempo con Slash, nos llevó al menos dos meses y medio, quizás tres, dejar listas todas aquellas partes de guitarra”.

“Después llegó Izzy, grabamos todas sus partes en, probablemente, unas tres semanas. Parecía que estaba más concentrado, mientras que Slash experimentó un poco más. Y después, Axl simplemente venía y cantaba”.



RockFM