Hace 30 años Nirvana grababa el videoclip de su tema “Smells Like Teen Spirit”

Un videoclip que marcó a toda una generación
Hace 30 años Nirvana grababa el videoclip de su tema “Smells Like Teen Spirit”

Tiempo de lectura: 3’

Ayer, 17 de agosto, se cumplieron 30 años de la grabación de uno de los videclips más importante de la historia de la música. Fue en 1991 cuando Nirvana reunió a un grupo de fans en un escenario de sonido en Culver City, California. Lo que grabaron ese día se convertiría en uno de los vídeos musicales más emblemáticos del rock.

En ese momento, la banda se había hecho con una base de fans más allá de Seattle. El LP de debut de Nirvana, 'Bleach', de 1989, se vendió mal pero generó críticas positivas y un fuerte boca a boca. Por ello, el grupo gozaba de un seguimiento no reconocido en todo el país, formado en gran parte por estudiantes universitarios.

Con su segundo álbum, 'Nevermind', a punto de salir al mercado, Nirvana dio un concierto el 15 de agosto de 1991 en el Roxy, en el famoso Sunset Strip de West Hollywood. "Smells Like Teen Spirit" fue la tercera canción del set de esa noche, y durante la actuación los fans recibieron folletos que les invitaban a ser extras en el rodaje del vídeo musical.

"Nirvana te necesita para aparecer en su próximo vídeo musical, 'Smells Like Teen Spirit'", proclamaban los folletos. "Debes tener entre 18 y 25 años y adaptar un personaje de instituto, es decir, preppy, punk, nerd, jock..."

Este fue el folleto que usaron para el casting. Vía Ultimate Classic Guitar.





Como se insinuaba en el casting, el vídeo estaba ambientado en un instituto. La idea fue de Kurt Cobain, inspirándose en las películas 'Jóvenes Rebeldes' y 'Rock 'n' Roll High School' de los Ramones.

El director novel Samuel Bayer dirigiría el proyecto, y su personalidad erizó a la banda. "Tiene un pequeño complejo de Napoleón", explicó Cobain sobre Bayer en el libro 'Come as You Are: The Story of Nirvana'. "Era tan hiperactivo, un tipo tan rockero. No podía creerlo. No podía creer que realmente nos sometiéramos a eso".

Bayer era muy disciplinado en el plató, reprendía a los extras, intentaba mantener a la banda bajo control y, en general, se mostraba autoritario. "Era como si estuviéramos en el colegio", recuerda Cobain. "Era el profesor malo".

Varios aspectos del vídeo cambiarían debido a la aportación de Bayer. Por ejemplo, Cobain quería "animadoras realmente feas y con sobrepeso" porque le "asqueaba el estereotipo de reina del baile". En su lugar, Bayer optó por mujeres atractivas, reclutadas en clubes de striptease locales.

"Kurt odiaba a Sam Bayer", recordaba Courtney Love a New York Magazine en 2011. "Para 'Teen Spirit', Kurt quería animadoras gordas, quería chicos negros, quería decirle al mundo lo jodido que era el instituto. Pero Sam puso chicas guapas en el vídeo. Lo más loco es que aún así funcionó".

"Había ciertas cosas que nos parecían muy divertidas de los vídeos: tetas, culos y pirotecnia, mierdas de ese tipo", añadió el batería Dave Grohl, "y cuando aparecimos en el rodaje, dijimos: 'Un momento, esas animadoras parecen strippers'".

El día del rodaje sería agotador para la banda, el equipo y los extras. Sin embargo, el hecho de que el público estuviera formado por auténticos fans de Nirvana - en lugar de actores que interpretasen el pape l- resultó imprescindible.

"Hicimos un par de tomas y el público empezó a destruir el escenario", recuerda Grohl. "El director estaba con un megáfono gritando: '¡Parad! Corten'; y ahí fue cuando empezó a tener sentido para mí: Esto es como un concierto de Nirvana".

En última instancia, la parte final con esa explosión de energía ayudó a convertir "Smells Like Teen Spirit" en el legendario vídeo que llegó a ser. Cobain editaría el corte original de Bayer, eliminando las imágenes que se centraban en algunos de los profesores de la escuela. También añadió primeros planos de sí mismo al final del vídeo, dando a los espectadores una imagen clara de la intensidad del líder.

El vídeo musical de "Smells Like Teen Spirit" se estrenó en el programa 120 Minutes de la MTV el 29 de septiembre de 1991. En octubre, se incluyó en el programa 'Buzz Bin' de la cadena, un escaparate para los grupos que la cadena consideraba estrellas emergentes. Pronto, Nirvana se convertiría en uno de los grupos más importantes del mundo, y en el póster de la revolución grunge. Mientras tanto, "Smells Like Teen Spirit" se consolidó como el vídeo musical que definió a la Generación X.





RockFM