La indignación del ex-bajista de Ozzy Osbourne: "Lo que me hizo fue patético"

Los fans odiaron a Ozzy por la decisión que tomó respecto a sus reediciones
La indignación del ex-bajista de Ozzy Osbourne: "Lo que me hizo fue patético"

Tiempo de lectura: 3’

Durante una conversación con la Rolling Stone, el bajista original de Ozzy Osbourne, Bob Daisley, habló sobre las reediciones de 2002 de los dos primeros álbumes de Ozzy, 'Blizzard of Ozz' de 1980 y 'Diary of a Madman' de 1981.

Las controvertidas reediciones incluyen partes de bajo y batería completamente regrabadas, una decisión realizada tras la demanda de Bob contra Osbourne, que presentó junto al batería original de Ozzy, Lee Kerslake, en 1986.

Las nuevas partes fueron grabadas por el bajista y el batería de Ozzy de entonces, Rob Trujillo y Mike Bordin. Finalmente, las pistas originales de bajo y batería fueron reincorporadas para el lanzamiento de 2011 debido a las protestas del público.

Cuando el entrevistador dijo: "Te ahorraré a ti y a todo el mundo los detalles de las demandas que presentaste contra Ozzy por derechos de autor no pagados. La gente puede leer sobre eso en tu libro. Pero, ¿qué sentiste al enterarte de que habían regrabado tus partes en los dos primeros discos de Ozzy?", Bob respondió (según la transcripción de Ultimate Guitar):

"Para ser sincero, me pareció patético".

"Alguien me envió una copia de uno de los álbumes y me reí. Pensé: '¿Es una broma?' No me pareció que estuviera bien hecho. La cosa es que no se puede recalentar como si fueran un suflé".

"No puedes sacar los ingredientes de un pastel y luego intentar hornearlo de nuevo. Ya pasó una vez. Hicimos varias tomas de cada canción y utilizamos las partes en las que cada uno de nosotros brillaba más".

"Podía haber cinco tomas de 'Crazy Train' o cuatro tomas de otra canción, u ocho tomas de otra, y elegíamos la que tenía el mejor ambiente. Y eran cuatro personas grabando juntas en una habitación. Eso no se puede cambiar".

"Y los fans los odiaron por ello. Era como, 'Dios, no tenéis respeto por los fans y por todos los que gastan dinero en esta música'. Les odiaron por ello. Solo cito lo que dijeron los fans, no yo".

La última vez que hablaron él y Ozzy.

"No mucho después de llegar a Australia, cuando me mudé aquí en 1997. Podría haber sido a finales de ese año, así que alrededor de 1997, 1998. Estaba aquí para hacer algún tipo de promoción o cosa de radio".

"Me encontré con él en su hotel y tomamos una taza de té juntos. Nos sentamos y charlamos y nos reímos y todo lo demás. Pasamos un buen rato. Fue agradable. Esa fue la última vez".

Sobre volver a hablar y hacer las paces, Daisley dijo: "Siempre estaría bien. Nunca digo nunca. No quemo los puentes. Estaría bien. Incluso si no vuelvo a trabajar con él, sería agradable sentarse y recordar"

"Como dije al final del libro, lo que hicimos afectó a la gente de forma positiva y estábamos destinados a hacerlo. Y desde luego fue algo bueno".

"Estoy orgulloso de ello. Hicimos feliz a mucha gente con lo que hicimos. Estaría bien hablar de ello y recordarlo".

El trabajo de Daisley en 'No More Tears'

"Recibí la llamada telefónica justo en el último minuto. Creo que fue Sharon la que me llamó".

"Me dijo: 'Estamos en el estudio. Estamos haciendo el próximo álbum. Y Ozzy no está contento con cómo está sonando. ¿Podrías venir y hacer el álbum?'".

"Dije, 'No lo sé. Tendría que pensarlo'. Todavía recuerdo que me dijo: 'Bueno, no lo pienses mucho'".

"Volvió a llamar al día siguiente, creo. Ozzy se puso al teléfono. Parecía un poco borracho".

"Estaba en Los Ángeles y dijo, 'Vamos, Bob. Tienes que hacer este álbum. Me lo debes'. Le dije, 'Te debo eso'. Maldito A. Blimey.'

"De todos modos, estuve de acuerdo. Entré e hice el álbum. Estaba en una habitación de hotel con una cinta de las canciones, sentado tocando junto a ella, ideando partes para acompañar las canciones".

"El [bajista] de Alice in Chains... Mike Inez. Era un tipo encantador. Estaba allí antes que yo, y no había resentimientos aunque yo estaba tocando en el álbum que él había empezado".

"Ozzy sólo quería que yo estuviera en el álbum porque teníamos una cierta compenetración y un cierto sonido juntos que Ozzy quería mantener".

"Michael era un tipo encantador. Solía venir, escuchar, y cuando me veía, me llamaba 'crème de la crème', lo que era muy amable por su parte. Nunca hubo ninguna rivalidad. Un tipo encantador, y además es un buen músico".

"La idea inicial del riff de apertura de 'No More Tears' se le ocurrió a él. Yo cambié la posición del ritmo y el resto de la canción lo hice por mi cuenta, pero a él se le ocurrió esa línea inicial. Siempre me gusta dar crédito a quien lo merece".


RockFM