A Jim Morrison le aterrorizaba cantar la versión original de “Touch Me”

ctv-kck-jim-morrison

Tiempo de lectura: 1’

La música puede tener efectos muy poderosos en la gente, sobre todo cuando se encuentran en un gran concierto con algunos de sus grupos favoritos o si, por casualidad, se los encuentran por la calle y se dejan llevar por la euforia provocada por el fenómeno fan. Cantar la letra equivocada podría provocar una verdadera tragedia, o al menos eso pensaba Jim Morrison

Cuando, durante la preparación del cuarto álbum de The Doors, 'The Soft Parade', su compañero Robby Krieger le mostró al cantante y al resto del grupo su nueva composición, Morrison se negó a cantarla de inmediato. El ya fallecido teclista Ray Manzarek recordó, en una ocasión, este momento para el programa “Ultimate Classic Rock Nights”: “Robby escribió la canción, que originalmente se titulaba “Hit Me” - “Come on, come on, come on, hit me, babe” y Morrison dijo que no pensaba cantar una canción que se llamara “golpéame”. “¡Robby, la gente va a ir a por mí en la calle y a pegarme!”

Entonces, Krieger le preguntó a Morrison qué podía hacer para salvar la canción y si quería que cambiarla la letra. “La verdad es que no quiero que me peguen... En realidad, si la gente va hacer cualquier cosa que les diga, lo que quiero es que me toquen”, dijo Morrison. 

Al final, la canción se convirtió en un single de éxito, sobre todo por su amplio rango instrumental, y siempre la recordaremos como “Touch Me”, pero ahora ya sabes que hubo un momento en el que, por cantarla, Morrison se podría haber llevado una buena somanta de palos. 

RockFM