Kirk Hammett (Metallica) admite "temblar de miedo" en 'S&M2' y admite que Lars Ulrich hizo algo que no debía

El guitarrista de Metallica reconoce que uno de los temas le hizo temblar de miedo y que Lars Ulrich decidió hacer algo que no estaba planeado
Kirk Hammett (Metallica) admite "temblar de miedo" en 'S&M2' y admite que Lars Ulrich hizo algo que no debía

Tiempo de lectura: 2’

En una nueva entrevista para la prestigiosa publicación Rolling Stone, el guitarrista de Metallica, Kirk Hammett, y el batería Lars Urich han hablado sobre los pormenores de la grabación de 'S&M2', el nuevo álbum sinfónico de Metallica que se estrena mañana, 28 de agosto. Durante esta charla, Hammett ha admitido que una canción del set le hizo "temblar de miedo" y que, durante la interpretación de "One", Lars Ulrich hizo algo que no debía.

El tema que tanto sufrimiento le provocó a Hammett fue el clásico de 1991 "Wherever I May Roam", más concretamente su introducción, que el guitarrista tuvo que tocar en un instrumento al que no estaba en absoluto acostumbreado: "Tuve que tocar la introducción en el sitar, mis manos estaban temblando muchísimo y no dejaba de pensar: 'No la cagues, no la cagues, no la cagues'".

"Lo toqué bien sólo la segunda vez de los 75 intentos que hice. Para cuando cogí la guitarra para meterme en el cuerpo de la canción, todavía me estaba recuperando de los nervios de aquel momento de presión".

Sin embargo, esto no fue todo, ya que en "One" Kirk ha reconocido que Lars Ulrich no tenía que haberse levantado de la batería para unirse a la sección de percusión durante el inicio de la canción. Todo fue tan improvisado como inesperado. "Se supone que no tenía que hacer eso. No estaba en el guión. No sé que narices estaba haciendo".

Entonces, Lars se defendió, diciendo que no pudo resistirse: "Los intérpretes de percusión estaban físicamente muy cerca de mí y tengo la tendencia a perder la paciencia cuando estoy esperando, así que es como si un imán me hubiera atraído hacia allí y me hubiera dado la oportunidad de involucrarme".

Otro de los momentos clave del concierto, fue el recuerdo a Cliff Buron con la interpretación de "Anesthesia", que tuvo a Lars en la batería y a Scott Pingel -que no a Robert Trujillo- en el contrabajo. "Fue un momento muy emocionante, porque podías darte cuenta de que había llegado, con esta canción insignia, a modificar la energía del recinto, todos teníamos mariposas en el estómago. Fue increíble".

Kirk también se ha deshecho en halagos hacia el componente de la Orquesta de San Francisco: "Lo hizo genial desde el punto de vista técnico, en lo que se refiere a tocar el solo y dar todas esas notas. Y diría que lo hizo con un 98% de precisión".

"También lo hizo bien en lo que a sonido se refiere, porque había varios sonidos en aquel solo que Cliff Burton solía repetir. También los clavó. Me quedé impresionado. Tuve que acercarme a su pedalera, mirarla con atención y pensar: 'Esas son todas las cosas que Cliff no solía usar'. Me asombré de forma muy orgánica. Scott consiguió sacar el sonido y para ello hace falta tener muy buen oído".

"Sabiendo que es un músico clásico, el hecho de que se pudiera sentar, enchufarse a un amplificador y lidiar con el volumen y los pedales de efectos, algo que está fuera de su liga, es genial. Tuvo la actitud adecuada, además, fue una verdadera sorpresa cuando apareció a la izquierda del escenario".

Recuerda que 'S&M2' verá la luz desde el viernes 28 de agosto.

RockFM