Kirk Hammett (Metallica): "James y Lars ni siquiera recuerdan cómo nos conocimos"

El guitarrista de Metallica lamenta que sus compañeros no se acuerden de su primer encuentro
Kirk Hammett (Metallica): "James y Lars ni siquiera recuerdan cómo nos conocimos"

Tiempo de lectura: 2’

En un nuevo capítulo de 'Icons' en Gibson TV, cuya previa ha adelantado la Rolling Stone, Kirk Hamett, guitarrista de Metallica, ha recordado algunos de los mejores y peores momentos de su carrera, incluyendo su militancia en Exodus antes de entrar a la banda de San Francisco. Además, el músico también ha afirmado que ni James ni Lars recuerdan cómo se conocieron. Por su eso fuera poco, el músico también ha explicado cómo Metallica llegó a tocar delante de solo 15 personas y, a los pocos meses, acabó por llenar salas.

"Recuerdo estar sentado un día y el cantante de Exodus, Paul Baloff, que era un loco, entró al ensayo y sin venir a cuento, dijo, 'Metallica. Muy pesados. Son realmente pesados'. Y yo me quedé como, 'Metallica'. Y pensé, 'Qué gran nombre, es como el mejor nombre que he oído para una banda de metal'".

"Entonces Paul me dijo, 'Sí, van a tocar en The Stone esta noche. Tenemos que ir y ver cómo suenan'. Lo cierto es que había, literalmente, 15 personas en la sala. Recuerdo estar junto al escenario y pensar, 'Wow, estos chavales son realmente buenos'. Pero ya te digo, es que solo éramos 15 personas viéndoles".

"Unos meses después, nos llamaron para tocar en un evento llamado 'Metal Monday', era el primer show de Exodus en este lugar, el Old Waldorf. Nos llamaron para aquel concierto porque éramos amigos de la banda que cerraría el show, Laaz Rockit, pero, a la mitad, estaba Metallica".

"Recuerdo que dimos el concierto y había como 100 personas en el club. Cuando Metallica salió al escenario, llenaron toda la sala. No sé de dónde salió la gente pero, de repente, lo inundaron todo. Metallica tocó unos 45 minutos. Cuando se bajaron del escenario, el sitio se vació, literalmente, se fue casi todo el mundo. Para ver a Laaz Rockit quedaron, quizás, una 30 personas".

"La noche siguiente había un concierto benéfico para la revista Metal Mania, y nos pidieron que tocáramos con Metallica de nuevo. Fue una situación mejor, porque éramos solo nosotros y Metallica".

"Recuerdo que conocía los chicos en el camerino del Mabuhay Gardens, que, a decir verdad, tenía poco de camerino, era más bien como un pasillo interior. Así comenzó mi relación con ellos. Y es gracioso, porque cuando la gente me pregunta, ¿Cuál fue la primera vez que hablaste con los miembros de Metallica?' Siempre digo, 'Les vi por primera vez en el Mab'. Sin embargo, Lars Urich y dice, '¿Ah sí? Pues no me acuerdo'. Y luego se lo preguntas a James y te dice, '¿Huh? ¿De verdad fue ahí?'. Ni siquiera se acuerdan"'.

RockFM