KISS: al servicio del espectáculo

Hoy, en el "Tres A Las Tres" de RockFM (15:00 hora peninsular), recordaremos a KISS con Diego Cardeña
KISS: al servicio del espectáculo
  • Shutterstock
RockFM

Locutor RockFM

Tiempo de lectura: 2’

Diego Cardeña

Diego Cardeña - Programador Musical y Presentador de RockFM


A día de hoy son casi inofensivos, pero a principios de la década de los setenta, la idea que tenían en mente Gene Klein (Simmons), Stanley Bert Eisen (Paul Stanley), Peter John Criscuola (Peter Criss) y Paul Daniel Frehley (Ace), era cuanto menos excéntrica y provocativa. Cuatro neoyorquinos, dispuestos a comerse el mundo bajo increíbles vestuarios y llamativos maquillajes, que con el tiempo, se convirtió en la seña de identidad de una de las formaciones más importantes, influyentes, icónicas y respetadas de la historia del rock. Así las cosas, esta tarde hemos seleccionado:


"I Was Made For Lovin' You": Con el que abrían su séptimo de estudio al final de la dácada de los setenta, influenciados por la música disco y con el que llegarían a lo más alto de las listas en once países. Toda una declaración de intenciones de Paul Stanley, que quiso "demostrar lo sencillo que era escribir y grabar música disco". Algo que por otro lado nunca gustó a su compañero Simmons, que recientemente declaró su disgusto con el tema debido a su parte vocal. Sea como fuere, sin duda, es uno de los grandes clásicos de la banda norteamericana.

"Strutter": Regresamos a sus inicios para encontrarnos con la pieza que daba incio a su debut discográfico. Un clásico en mayúsculas que enloquece a los más fieles seguidores de la banda, que en la mayoría de ocasiones (por no decir siempre) llevan a sus directos y que hemos disfrutado en incontables bandas sonoras, incluyendo algún mítico juego de consola, donde nos hemos sentido parte de KISS.

"Detroit Rock City": Y hemos cerrado capítulo en este "Tres a las tres", con el que para muchos es el himno absoluto del cuarteto. Si bien es cierto que el clásico de KISS hace referencia a la ciudad de Detroit, el caso del que habla no ocurrió allí, como recordaba en más de una entrevista Paul Stanley: "Tenía el riff básico de la canción, pero no sabía de qué quería que tratase la canción, excepto Detroit. Luego recordé que, en la gira anterior, cuando estábamos actuando en Charlotte, un fan nuestro había sido atropellado en los aledaños del estadio. Y pensé lo extraña que es la vida y lo rápido que pasa. La gente puede estar de camino a una fiesta o celebración y pasa de estar vivo a morir en un segundo. Y así llegó la base de la letra".


Con estos tres cortes, hemos recordado a una banda legendaria, espectacular, inteligente y única, que ha influenciado a lo largo y ancho del globo, desde la década de los setenta. Conocidos por todo el mundo por su vestimenta y pintura facial, aunque no hayas escuchado ni un acorde de su música, supieron hacer de sus conciertos un auténtico circo donde el fuego, la sangre, la pirotecnia y la "levitación" de sus integrantes, a veces ha superado a la música, pero que sin duda, ha ensalzado a una banda legendaria, por la que han pasado diversos músicos, pero que todos recordamos como Stanley, Simmons, Frehley y Criss. ¡Los KISS!

Recuerda que tienes todos los audios en la sección de horas completas de Diego Cardeña, y mañana 20 de diciembre en directo, a partir de las 15:00h. (hora peninsular), tienes una nueva cita con un artista o banda legendaria en "Tres a las tres" de RockFM.



Diego Cardeña
@DiegoCardenaFM


RockFM