Las “oscuras” intenciones del hombre que ha comprado todas las guitarras de Dave Mustaine

Mustaine puso 20 de sus guitarras a la venta hace algunas semanas
ctv-3ys-megadeth

Tiempo de lectura: 2’

El cantante y guitarrista de Megadeth, Dave Mustaine, puso a una gran parte de su equipo a la venta hace varias semanas a través del portal Reverb. El músico había decidido, según sus propias palabras, devolverle algo del cariño que le habían dado a los fans y, reconociendo que tenía más equipo del que podía usar en su día a día, sacó a subasta gran parte de su material. 

Lo que nadie se esperaba es que casi todo se lo llevara una única persona, Keith Gannon, propietario de los Essex Recording Studios que se sitúan a las afueras de Londres, Inglaterra. El inglés, ahora mismo, tiene aproximadamente 20 guitarras especiales del equipo de Dave Mustaine. Todo estaría bien si no fuera por los motivos por los que las ha adquirido, los cuales le han llevado a recibir una gran cantidad de críticas. 

Y es que, aunque se describe como un gran fan de Megadeth, Gannon ha comprado este material para alquilarlo y sacar dinero con él. ¿Cómo? Dejándoselo a los músicos que vayan a grabar a su estudio, un negocio redondo. En un vídeo de 15 minutos donde explica toda la situación, el hombre ha afirmado que quiere que sus clientes puedan tocar, usar y grabar con sus guitarras si quieren, aunque ha admitido que, detrás de la compra, también hay un incentivo económico. A fin de cuentas , si mucha gente va a su estudio, eso le permitirá generar más ganancias y hacer un mejor trabajo e incluso, según afirma, ofrecer precios más bajos. 

Esta adquisición no fue una casualidad, puesto que Gannon ha admitido que es algo preparado y planeado, dado que llegó a vender uno de sus coches para poder quedarse con las guitarras. Aparentemente, su experiencia como “vendedor de coches”, tal y como él dice, le permitió quedarse con los instrumentos del líder de Megadeth. 

¿Crees que esta es la idea que tenía Mustaine cuando decidió vender las guitarras? ¿Estarán mejor aprovechadas en un estudio de grabación que en manos de un fan de la banda? 

RockFM