El mánager de Kiss que se “jugó su reputación” apostando por Gene Simmons: “Él era el heavy”

Cuando Kiss publicó 'Revenge' en 1992, no lo hizo sin jugársela

Tiempo de lectura: 2’

El que fuera mánager de Kiss, Larry Mazer, afirma que se jugó su reputación cuando la banda grabó y publicó 'Revenge' en 1992. (vía Ultimate Classic Rock)

La peculiaridad de este disco, uno de los mejores de la era “desenmascarada” de Kiss, es que supuso que Gene Simmons se concentrara más en la banda de lo que lo había hecho en los años anteriores a su grabación. Antes, el artista había estado concentrado en su faceta como mánager y actor, pero Mazer tenía claro que, para triunfar, le necesitaba concentrado al 100% en la banda neoyorquina.

"Lo que me atrajo originalmente fue el hecho de que la banda tenía múltiples cantantes con Paul Stanley y Gene Simmons", recuerda ahora en mánager. "Simplemente sentí que si Kiss quería volver a donde estaba, Gene necesitaba reafirmarse como compositor y como segundo cantante principal en la banda. Y esa fue la exigencia que tuve cuando me reuní con ellos para que me contrataran para el trabajo. Dije: 'Gene tiene que volver a hacerlo, y ser un miembro creativo de Kiss en igualdad de condiciones'".

"Paul era un tipo rockero por un lado, pero a la hora de la verdad, siempre tuvo esa sensibilidad pop. Luego tienes a Gene, que a falta de un término mejor, era el 'tipo del heavy metal' en la banda. Para mí, ese elemento había desaparecido, y Kiss necesitaba tener ambos elementos para que funcionara plenamente como un equipo al completo”.

"Creo que tenían dos bases de fans muy distintas que se mezclaban y se cruzaban. Creo que una parte del público -la de Gene- quería ver un Kiss que presentara las dos caras de la banda, no sólo la más pop".

Cuado Mazer comenzó a trabajar con la banda, Kiss estaba cerca de terminar 'Hot in the Shade', en el cual no se fijó demasiado, seguramente por el hecho de que el proceso de factura del redondo ya estaba muy avanzado: "Creo que hay tres grandes canciones, y el resto es relleno", añadió. "El álbum en el que realmente me juego mi reputación es 'Revenge', porque en él me puse firme en cuanto a la vuelta de Gene a la mezcla. Dije: 'Chicos, si vamos a hacer esto, hay que hacerlo bien, Gene tiene que ser sincero. Tenemos que ser más pesados'”.

"Empezamos con una canción de Gene Simmons por primera vez desde el disco 'Creatures of the Night', se llamaba 'Unholy'. Teníamos otro tema, 'Domino', que yo quería que fuera el segundo, pero lo rechazaron, así que 'Domino' acabó siendo el tercer single. Mi objetivo era recuperar el lado más pesado de Kiss, y creo que lo conseguí".

¿Qué te parece el resultado? Juzga por ti mismo:





RockFM