Markk Hoppus (Blink-182) brinda una actualización de su estado de salud: “A veces me siento como un zombie"

El bajista y vocalista de Blink-182 se está sometiendo a un tratamiento de quimioterapia contra el cáncer
Markk Hoppus (Blink-182) brinda una actualización de su estado de salud: “A veces me siento como un zombie"

Tiempo de lectura: 2’

El bajista y vocalista de Blink-182, Mark Hoppus, ha compartido una actualización sobre su estado de salud después de desvelar que lleva los últimos tres meses sometiéndose a un tratamiento de quimioterapia tras ser diagnosticado con cáncer.

La semana pasada, en varios posts en redes sociales desvelando su enfermedad, Hoppus admitió estar “asustado”, pero que también se mantenía “esperanzado y positivo”.

“Durante los últimos tres meses, he estado recibiendo un tratamiento de quimioterapia contra el cáncer”.

“Tengo cáncer. Es horrible y tengo miedo, pero, al mismo tiempo, estoy bendecido de tener estos increíbles médicos, a mi familia y amigos para salir de esta”.

“Todavía tengo varios meses de tratamiento por delante, pero intento mantenerme esperanzado y positivo”.

“No puedo esperar para estar libre de cáncer y veros a todos en un concierto en el futuro próximo. Os quiero”.

Sin embargo, tal y como informa Louder Sound, el músico habló más sobre su estado de salud en un directo en Twitch.

“Me siento mucho mejor que ayer”, explicó Hoppus. “Ayer fue un infierno para mí y hoy me he levantado sintiéndome mejor. He ido a dar un paseo y he tomado un desayuno decente. No he sentido ganas de vomitar hoy, así que me lo tomaré como una victoria”.

“En lo días buenos, hago cosas”, añade. “Hoy he ido a dar un paseo. Ha sido la primera vez que he salido de mi casa en como... más o menos cinco días. Pero, en esta ronda de quimio, no he estado totalmente tirado en el sofá, siendo miserable. He visto películas, andado un poco, limpiado la casa y pasado tiempo con mis perros”.

“No me he sentido como un zombie envenenado y electrocutado contra una vaya eléctrica como me ha pasado los dos últimos meses”, confiesa.

Hoppus ha explicado, después, que “ahora mismo no puede ir a ninguna parte” porque se le ha pedido que descanse entre vista y visita al hospital.

“Quería ir a ver el partido de los Dodgers anoche, pero no puedo”, admitió. “Quiero ir a pasar el rato con amigos o a un restaurante, pero tampoco puedo. Mi recuento de leucocitos es demasiado bajo como para que salga, así que estoy aquí metido intentando mejorar. Está bien, lo acepto”.

El batería de Blink-182, Travis Barker, declaró su apoyo a su amigo Hoppus después de que se anunciara su diagnóstico.

“Mark es mi hermano y le quiero y le apoyo”, dijo Barker. “Estaré con él cada paso del camino tanto en el escenario como fuera, y no puedo esperar para que volvamos a tocar juntos”.



RockFM