¿Por qué el 11-S fue clave para el regreso de Twisted Sister?

Dee Snider se sincera y asegura que aquel 11 de septiembre de 2001 comenzó la recuperación de Twisted Sister
¿Por qué el 11-S fue clave para el regreso de Twisted Sister?

Tiempo de lectura: 3’

Hace unos días, Dee Snider (Twisted Sister) ha hablado en la radio Q104.3 de Nueva York acerca de cómo los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001 en el World Trade Center y el Pentágono reunieron a Twisted Sister, 13 años después de que la banda decidiera disolverse originalmente. Twisted Sister se unió junto a Anthrax, Sebastian Bach (Skid Row), Ace Frehley (Kiss) y Overkill en un concierto de heavy metal organizado por la propia Q104.3 de Eddie Trunk y el famoso receptor de los New York Mets, Mike Piazza. Este concierto, conocido como el 'New York Steel', se celebró 3 meses después del 11 de septiembre y recaudó cerca de cien mil dólares que fueron destinados para el Fondo de Beneficios para Viudas y Niños de la Policía y Bomberos de Nueva York.

Snider recuerda (según la transcripción de Blabbermouth) que: “Éramos las bandas que nadie quería cuando se celebraban grandes conciertos. Nadie quería a las bandas de heavy metal. Recuerdo que llamamos y dijimos: 'Todo el mundo está cantando 'We're Not Gonna Take It'. La MTV era como 'Está un poco cabreado'. Fue una obviedad unirse al 'New York Steel'”. Dee recuerda haber pensado:Esta es una razón para que volvamos a estar juntos. No se trataba del dinero. Después de aquello, nos fuimos a Corea del Norte y tocamos para sus tropas”.

Para Snider, la recuperación de Twisted Sister realmente comenzó la mañana del 11 de septiembre. Después de que los aviones chocaran contra las torres gemelas, Dee recibió una llamada del bajista de la banda, Mark “The Animal Mendoza”. En aquel entonces, Mark trabajaba en las comunicaciones de la policía estatal. Los excompañeros de la formación apenas habían vuelto a hablar en los 15 años transcurridos desde su ruptura, pero Mark se vio obligada a llamar, insistiendo a Dee: “Ve a buscar a tus hijos”. Los cuatro hijos de Dee and Suzette Snider, en aquel momento, tenían edades que comprendían desde el jardín de infancia hasta la escuela secundaria. Dee asegura: "Mark odiaba mis vísceras. Casi no hablábamos. El hecho de que contestara al teléfono... cualquier pequeña diferencia que tuviéramos sobre la ruptura parecía insignificante”.

Después de la separación de Twisted Sister, Mendoza era una de las únicas personas en el Estado de Nueva York capaz de coordinar las comunicaciones entre las diferentes agencias de aplicación de la ley a nivel local, estatal y federal. El 11 de septiembre, la policía estatal lo llevó desde su casa hasta el “búnker” oficial en el Centro de Convenciones Jacob Javits, donde el famoso bajista del heavy metal trabajó durante tres meses en el epicentro de las comunicaciones policiales.

Los miembros supervivientes de la formación clásica de Twisted Sister – Snider, Mendoza, Jay Jay Frencj y Eddie Ojeda – se reunieron de manera virtual el 20 de marzo de este año para un episodio especial del programa de televisión de Mendoza '22 Now', que se emite por Intenet. El programa de una hora y media fue un tributo al fallecito batería de la banda, A.J. Pero, quién murió exactamente 6 años antes, a los 55 años, mientras estaba de gira con el grupo Adrenaline Mob.

Twisted Sister saltaron a la fama a principios de la década de 1980. Su álbum más importante, 'Stay Hungry' de 1984, contenía los éxitos “We're Not Gonna Take It” y “I Wanna Rock”.

Antes de la reunión virtual del mes pasado, los cuatro miembros de Twisted Sister se reunieron durante dos días en noviembre de 2019 para celebrar el 35 aniversario del lanzamiento de su álbum clásico de la banda 'Stay Hungry'.

Twisted Sister colgó los instrumentos en 2016 después de terminar su gira de despedida por la celebración de sus 4 décadas tocando. El último concierto de la banda tuvo lugar en noviembre de ese mismo año, 20 meses después del fallecimiento de Pero.





RockFM