Rob Halford (Judas Priest) y su primordial mensaje dirigido a "los hombres de todo el mundo"

El vocalista de judas Priest habla sobre algo primordial para todos los hombres, especialmente para los de cierta edad
Rob Halford (Judas Priest) y su primordial mensaje dirigido a "los hombres de todo el mundo"

Tiempo de lectura: 3’

En una nueva entrevista para La Heavy de MariskalRock, en su número 436, el vocalista de Judas Priest, Rob Halford, se ha sincerado sobre las circunstancias de su batalla contra un cáncer de próstata, que hizo pública unas semanas, explicando que lo hizo público como una manera de transmitir un mensaje para “hombres de todo el mundo”.

“Está en remisión. Doy gracias a Dios. Fue un momento en el que... Ya sabes, el tiempo lo es todo en el rock and roll y el heavy metal. Y, por supuesto, esto sucedió durante la pandemia -durante los primeros momentos de la pandemia- así que el mundo estaba completamente cerrado. Priest iba a estar en un descanso de todas formas, porque habíamos dado la vuelta al mundo tres veces con nuestro último disco, 'Firepower', así que íbamos a estar en un parón pese a estar componiendo el nuevo disco”, se sinceró Halford.

“Y pude cuidar de tres cosas, en realidad: promocionar mi autobiografía, 'Confess', componer algo con la banda antes de volver a mi casa en Phoenix y, además, resolver este asunto con el cáncer”, explica.

En un nuevo capítulo añadido a su autobiografía, Halford ya había hablado sobre su enfermedad, y ahora explica el verdadero motivo por el que decidió hacer pública su enfermedad: “Es un milagro lo que pueden hacer en lo que se refiere a salud a día de hoy, es algo realmente notable. Así que, en mi historia, el mensaje principal es que los hombres de todo el mundo, cuando llegan a cierta edad, se revisen la próstata, se hagan análisis de sangre y una colonoscopia. Son todas esas cosas con las que los tipos mayores dicen: 'Espera, espera, espera'. Eso es lo peor que pueden hacer. Así que eso era parte del motivo por el que quería difundir el mensaje. Y también el hecho de que ya llevaba publicado un tiempo -desde el pasado septiembre en la edición final de 'Confess'- así que iba a salir a la luz de todas maneras”.

Rob Halford ya había hablado sobre su cáncer

Rob Halford ya había desvelado, hace algunas semanas, que había superado un cáncer de próstata durante la pandemia: “Pasé mi pequeña batalla contra el cáncer hace un año, que superé y está en remisión ahora, gracias a Dios”, le dijo el cantante a Consequence. “Todo esto pasó mientras estábamos todos encerrados, así que las cosas pasan por una razón en lo que se refiere a la secuencia de eventos. No tengo nada más que gratitud en este punto de mi vida, por todavía poder hacer lo que más amo”.

Anteriormente, como te hemos dicho ya, Rob había mencionado su batalla contra el cáncer en un nuevo capítulo añadido a la siguiente eidición de sus memorias de 2020, 'Confess'. Según Halford, su diagnóstico llevó después de haber sufrido síntomas de la enfermedad durante al menos un par de años.

“Sentí una combinación de shock, horror, y, aunque resulte extraño, alivio... ¡al menos ahora lo sé! '¿Voy a morir?'”, escribía Halford en su libro. “Eso era todo lo que podía pensar. Sé de gente que se ha muerto de cáncer de próstata. 'No, no te vas a morir, Rob', me dijo mi médico”.

En julio de 2020, Rob se sometió a una prostatectomía, una operación en la que se extirpa la glándula prostática, así como algo de tejido a su alrededor, incluyendo las vesículas semilaes. Después de que se encontrara más cáncer este año, el cantante se sometió a varios tratamientos de radiación a lo largo de abril y mayo, y fue declarado oficialmente libre de la enfermedad en junio. El músico también se tuvo que realizar una apendicectomía después de que le encontraran un tumor en el apéndice.

"Ha sido un año agotador, no puedo negarlo, pero estoy encantado de haberlo superado", escribió Halford en el libro, según Consequence. "Siento que he tenido la ITV más completa que puede tener un Dios del metal".

El cantante de 70 años afirma que le cambió la forma de ver su batalla contra el cáncer después de ver un anuncio del hospital infantil de Phoenix. “Mostraba a niños con cáncer”, dijo. “Algunos eran tan solo bebés. Estaban ahí, con tubos saliendo de ellos, luchando por sus vidas. No sabían lo que estaba pesando... Me hizo avergonzarme de mí mismo. 'Rob, ¿cómo puedes ser tan egoísta?'. Y, desde ese momento, cambié toda mi actitud mental hacia mi enfermedad”.

RockFM