El terrible estado de salud de Phil Collins: “Ya solo puede tocar la batería con su mente”

El vocalista y batería de Genesis ya no podría tocar, dado su pésimo estado de salud
El terrible estado de salud de Phil Collins: “Ya solo puede tocar la batería con su mente”

Tiempo de lectura: 2’

En una nueva entrevista con Mitch Lafon y Jeremy White (vía Ultimate Guitar), la leyenda del bajo Leland Sklar ha hablado sobre el estado actual de salud de Phil Collins, emblemático cantante y batería de Genesis, con el que ha trabajado durante muchos años, desde que se uniera a su banda para el disco 'No Jacket Required'.

“Phil ha sido un artista emblemático con el que trabajar todas estas décadas”, explica. “Cuando realizamos su primer final, su tour de despedida de 2004, pensamos se iba a acabar de verdad”.

“Nos sorprendió mucho cuando nos llamó hace un par de años y realizamos la gira 'No Dead Yet' entre 2017 y 2019, porque se sometió a algunas cirugías muy complicadas que dañaron su pierna y sus manos”.

“Ya no puede sostener las baquetas. Su mente puede tocar la batería, pero su cuerpo no. Y lo bonito de aquella gira, y de la de Genesis ahora, es el hecho de que su hijo Nicholas es el batería”, continúa. “Y con Nick, si existe la transferencia de genes entre padre e hijo, está ahí, porque ya era un batería increíble cuando tenía cuatro años”.

“No es como si tuviera el puesto porque su padre es Phil Collins, se lo ha ganado. Y en los vídeos que he visto del tour de Genesis, lo está reventando”, explica el bajista.

El músico también ha recordado que, en el tour “No Dead Yet”, Phil Collins cantó sentado prácticamente todo el tiempo.

“Sí, se sienta porque tiene un problema en el pie y le cuesta mucho estar estable. Se levantaba para 'In the Air Tonight” y un par de ocasiones. Se sienta, es verdad, pero la gente escucha las canciones que venía a escuchar”.

“¡Y aún canta de forma increíble! No es el Phil joven. Si la gente va ahí esperando ver al hombre correr por el escenario como si estuviéramos en los '80 o los '90, entonces no deberían comprarse una entrada”, explica el bajista.

“Pero el hecho es que les está ofreciendo el mejor show que ha podido, tanto visualmente como juntando la mejor banda posible. La producción es la mejor posible y su corazón está ahí. Es genial”.

RockFM