Tony Iommi no se cierra a un último regreso de Black Sabbath

Los padres del heavy metal podrían volver a la carga muy pronto 
ctv-ogf-black sabbath 1970

Tiempo de lectura: 1’

Black Sabbath podría volver a reunirse, o al menos eso afirma Tony Iommi, el legendario guitarrista de la formación inglesa. “Podría ocurrir, no lo sé. Sería un show de una noche o algo así, porque no podríamos volver a salir de tour nunca más”, dijo el guitarrista durante una conferencia de negocios en Finlandia el pasado 5 de septiembre. “Tenemos una edad en la que lo normal sería retirarnos, pero yo quiero seguir tocando. Eso sí, recorrerme el mundo como hicimos -con un tour de 18 meses, el último- supondría demasiado tiempo fuera, lejos de mi casa, familia y amigos. Así que, si hacemos algo, sería muy corto”. 

El último show de Sabbath tuvo lugar en febrero de 2017, fuanlizando el “The End” tour en Birmingham, la ciudad natal del grupo, muy cerca de donde todo comenzó. Uno de los motivos por los que Black Sabbath decidió despedirse fue el hecho de que a Tony Iommi se le diagnosticó un cáncer que, por motivos de tratamiento, no le permitía viajar por periodos largos de tiempo. 

El último disco de la banda vio la luz en 2013 y se tituló, precisamente, '13'. Aún con todo, la banda giró por todo el mundo con Iommi teniendo que volver a casa cada seis semanas para tratarse de su enfermedad. Actualmente, el cáncer de Iommi se encuentra en remisión. 

La formación original, con Ozzy a la voz, Tony Iommi a la guitarra, Geezer Butler al bajo y Bill Ward a la batería se reunión en 2011 para volver a trabajar en el anteriormente mencionado álbum y en sus fechas en directo. Sin embargo, al poco tiempo, Ward se vio obligado a abandonar la formación por culpa de algunos problemas financieros. Fue sustituído por Brad Wilk, batería de Rage Against The Machine para grabar los tracks de batería en '13' y por Tommy Clufetos, batería de Ozzy Osbourne, en los directos de la formación.

RockFM