LIBROS DEL ROCK

El humor por bandera de los Beastie Boys

Hoy se cumplen ochos años de la muerte de Adam Yauch y recordamos la rocambolesca historia de su banda con el reciente ‘Beastie Boys. El Libro’.
Imagen de la portada de 'Beastie Boys. El Libro'.

 

RockFM

Locutor RockFM

Tiempo de lectura: 2’

El 4 de mayo de 2012 nos dejaba a los 47 años de edad Adam Yauch. Al co-fundador de los Beastie Boys conocido como MCA le habían diagnosticado un cáncer en la parótida en 2009, y aunque fue tratado quirúrgicamente y con radiación, murió indicando que sus canciones no se usasen con fines publicitarios. Influyente como pocos, Adam fue admirado por artistas de todo “pelaje” y condición, y en el primer aniversario de su muerte, el Ayuntamiento de Nueva York le puso su nombre al parque de Brooklyn anteriormente llamado Brooklyn Heights Park donde vivió su infancia y juventud.

Seis años después de la muerte de Adam YauchMike D y Ad-Rock contaron en un libro la historia de los Beastie Boys y mucho más. Ese libro vio la luz traducido al castellano en mayo del año pasado de la mano de Reservoir Books y que conste que su edición era algo que Adam tuvo en mente mucho antes de morir, ya que se dedicó mucho tiempo a documentar la historia del grupo con imágenes y vídeos de archivo que Michael Diamond y Adam Horovitz (los nombres reales de sus ex compañeros) completaron para esta especie de biografía coral, cargada de “anecdotones”.

¿Un festival pro-tabaco?
En las –atención– 572 páginas de ‘Beastie Boys. El Libro’ hay lugar para hablar de moda e incluso de comida grasienta, con un recetario incluido. También se incluye un cómic, además de por supuesto historias surrealistas, como aquella en la que hablaron con Bob Dylan sobre un hipotético festival a favor del tabaco. Y todo en plena fiesta de cumpleaños de Dolly Parton a la que acudieron disfrazados como extras de ‘Shaft’.

La cuarta Beastie Boy
Todas las autobiografías (sobre todo las del rock) llevan implícito una suerte de ajuste cuentas, con el pasado de sus protagonistas. Así, en el caso de los Beastie Boys, tanto Michael como Adam reconocen que en los inicios del grupo no se portaron muy bien que digamos con Kate Schellenbach, ya que fue expulsada de la banda simplemente por ser chica, en un momento en el que lo que se llevaba era una masculinidad más chulesca de lo políticamente correcto incluso para la época. Eso sí, los Beastie Boys acabaron pidiéndole disculpas a Kate por su segregación y volvieron a llevarse bien.

Una visión periférica
Más que unas memorias al uso, ‘Beastie Boys. El Libro’ es una publicación colectiva con firmas invitadas. Así por ejemplo, el crítico de moda André Leon Talley analiza la forma de vestir de la banda (con mal gusto desde un sarcástico punto de vista); mientras que la periodista Ada Calhoun hace lo propio desde el punto de vista del feminismo, con la conclusión de que más que unos machistas con un pene inflable encima del escenario eran “unos capullos que lo hacían todo sin maldad y que, al final, de hicieron querer”.

Célebres cameos
Que los Beastie Boys no eran precisamente unos santos lo saben ellos mejor que nadie y por eso en su libro cuentan cómo Adam Yauch lanzaba objetos por la ventana de los hoteles intentando acertar en la cabeza de los viandantes o cómo casi acaban con sus huesos en una cárcel inglesa después de provocar una algarada en un concierto. Pero el grupo se hizo querer tantísimo, que no sorprende comprobar cómo –por ejemplo– jugaban al baloncesto con Billy Corgan de Smashing Pumpkins o cómo podían irse al cine a ver una peli de miedo con miembros de los Sex Pistols y The Clash. Quizás por eso, hasta en la versión audiolibro de esta “anti-biografía” han querido estar entre otros el director de cine Spike Jonze, el cómico Will Ferrell o incluso Elvis Costello.

RockFM