El único día en el que Charlie Watts se cansó Mick Jagger: el puñetazo más mítico de la historia del rock

El histórico batería de The Rolling Stones vivió un gran momento de tensión con Mick Jagger, que acabó pasando a la historia del rock
El único día en el que Charlie Watts se cansó Mick Jagger: el puñetazo más mítico de la historia del rock

Tiempo de lectura: 2’

Las peleas entre los propios miembros de las bandas musicales son algo bastante común. Y cuando hablamos de peleas, nos referimos a aquellas que acaban en palos, golpes o todo tipo de violencia física. Sin embargo, hay una en concreto que ha marcado la historia del grupo en el que sucedió y que siempre ha sobresalido por encima de las demás. Hablamos nada más y nada menos que del mítico puñetazo que recibió Mick Jagger por parte del, recientemente fallecido, Charlie Watts.

Este altercado entre compañeros siempre ha sido uno de los que más expectación ha generado por los protagonistas del mismo. Y es que, nadie se hubiese esperado un acto de este tipo del bueno de Charlie. Todo sucedió durante una noche de 1984, cuando Mick Jagger, que regresaba de una noche de fiesta en Ámsterdam con Keith Richards, decidió telefonear a Watts sobre de las cinco de la mañana.

El único día en el que Charlie Watts se cansó Mick Jagger: el puñetazo más mítico de la historia del rock



"Dije: No lo llames, no a esta hora. Pero lo hizo y dijo, '¿Dónde está mi baterista?'", recordó Richards en sus memorias publicadas en 2010. Como era de esperar, no hubo respuesta al otro lado de la línea. Sin embargo, 20 minutos más tarde alguien llamó a la puerta de la habitación del hotel donde se encontraban. Entonces, al abrir la puerta, cantante y guitarrista se dieron de bruces con el batería del grupo.

"Estaba Charlie Watts. Con un traje elegante, afeitado, oliendo a colonia… Abrí la puerta y él ni siquiera me miró, pasó de largo, agarró a Mick y dijo: 'Nunca me vuelvas a llamar tu batería de nuevo'". Momento en el que Watts le propino un puñetazo. "Un golpe que he visto un par de veces y es letal. Tiene mucho equilibrio en el momento oportuno. Tiene que estar muy provocado", comentó en su día Richards.

Fue tal el impacto, que hizo que Jagger se tambaleara hacia atrás, casi cayéndose por la ventana del hotel hacia el canal de abajo. Algo que pudo evitar el guitarrista en el último momento. Sin decir una sola palabra más, Charlie se dio la vuelta y se marchó. Fue un momento improvisado de intensidad rara vez mostrado por Watts, raro en él y que quedó para siempre grabado en la historia de la música.

EL FALLECIMIENTO DE WATTS

El octogenario batería de The Rolling Stones fallecía el 24 de agosto de 2021. El batería se unió a sus 'Satánicas Majestades' en el 1963 y desde aquel momento permaneció en la banda hasta este el último mes de agosto que tras una intervención médica, se había apartado del grupo para la gira norteamericana de los Stones cerrando su "No filter Tour".

Watts había sufrido un cáncer de garganta del que se recuperó en 2004. Así confirmaba la noticia uno de los representantes del conjunto en un comunicado oficial:
“Con inmensa tristeza que anunciamos la muerte de nuestro amado Charlie Watts. Falleció pacíficamente en un hospital de Londres el martes temprano rodeado de su familia. Charlie fue un querido esposo, padre y abuelo y también, como miembro de The Rolling Stones, uno de los mejores bateristas de su generación. Solicitamos amablemente que se respete la privacidad de su familia, miembros de la banda y amigos cercanos en este momento difícil".






RockFM