"Johnny B. Goode" (Chuck Berry), la historia del primer rock and roll star

Un 31 de marzo de 1958, Chuck Berry publicó una de las canciones más emblemáticas del rock and roll, y hoy aprovechamos a repasar su historia
"Johnny B. Goode" (Chuck Berry), la historia del primer rock and roll star
Hollywood,Walk,Of,Fame,Star,With,Chuck,Berry,Inscription.,Editorial
RockFM

Locutor RockFM

Tiempo de lectura: 2’

Decía Muddy Waters aquello de "The Blues Had a Baby and They Named It Rock and Roll" (El blues tuvo un hijo y lo llamaron rock and roll). Y aquel pequeñín empezó a crecer rápido. De hecho, tanto es así que en 1954 Muddy Waters llegó al pico de su carrera al colocar en el top 10 del Billboard una de sus grandes canciones ("I'm Your Hoochie Cooche Man"); y con ello, comenzó el declive del blues. Bueno, esto último lo decimos un poco entre comillas; pero sí parece que la venta de discos de blues, en los años siguientes, fue decayendo. Y esto ocurrió, fundamentalmente, porque había un nuevo género que arrasaba entre la juventud: el rock and roll. De hecho, en ese mismo año (1954), Elvis Presley publicó "That's All Right" y Bill Halley and His Comets lanzaron "Rock Around The Clock".

Lo que nos trae hasta aquí fue la visión de un joven de St. Louis que creció escuchando música country (cuyo público era mayoritariamente blanco) y que solía interpretar esa misma música ante el público negro. Lo cual, recordaba Berry, era chocante al principio, pero terminó gustándoles. Eso, sumado a la capacidad de Berry de improvisar en directo, su habilidad a la guitarra y una personalidad de estrella, hicieron de él un personaje muy a tener en cuenta. Algo que no pasó desapercibido en Chess Records, especialmente porque se habían nutrido del blues hasta entonces, y ahora los tiempos demandaban otro tipo de artistas. Fue así como llegó Chuck Berry a la discográfica (recomendado, por cierto, por Muddy Waters). Ahora habían encontrado a un músico capaz de concectar con el público blanco (en una época en la que la segregación racial era un hecho en Estados Unidos). Solo faltaba una canción con la que triunfar: "Johnny B. Goode", aunque antes publicó algún single más.

La canción es bastante autobiográfica, salvo por algunos detalles: por ejemplo, Chuck Berry sí sabía leer y escribir y no era de Louisiana. Por lo demás, cuenta la historia de (posiblemente) la primera estrella del rock and roll, que comienza de forma humilde y termina triunfando. Alguna cosa más tuvo que cambiar en la letra, como en lugar de decir "That little coloured boy could play" (Aquel chico de color que sabía tocar) acabar cantando "That Little Country Boy Could Play" (Aquel chico de campo sabía tocar). Esto, sobre todo, para garatinzarse que las emisoras de radio pusieran la canción. Y la propuesta salió bien, porque la canción triunfó entre el público más joven y alcanzó el nº8 del Billboard.







RockFM