'Superunknown', el disco con el que Soundgarden encontraron su lugar bajo los focos

Salió publicado un 8 de marzo de 1994, y con aquel cuarto disco de estudio la banda dejó atrás el sonido más heavy de discos anteriores
Chicago,,Il,-,Aug.,5:,Soundgarden,Perform,Their,Historic,Reunion
RockFM

Locutor RockFM

Tiempo de lectura: 2’

Hacía ya un par de años que Nirvana habían publicado el todopoderoso disco 'Nevermind', cuando en 1994 Soundgarden publicaron el disco con el que, por fin, se hiceron un hueco bajo los focos. Y es que hasta ese momento, tanto Nirvana como Alice in Chains o Pearl Jam ya habían conseguido hacerse un hueco en el panorama internacional. Cierto es que con su anterior disco, 'Badmotorfinger, la banda ya empezó a tener apariciones en la MTV, abrir para Guns and Roses y presentar el disco con giras por Estados Unidos y Europa. Pero con el lanzamiento de 'Superunknown', llegó el gran momento de Soundgarden.

La banda trabajó en los estudios Bad Animals (Seattle) entre julio y septiembre de 1993; y para ello contaron con nuevo productor: Michael Beinhorn. Lo curioso es la dinámica con la que trabajaron. Así lo recuerda el guitarrista de la banda Kim Thayil (vía loudwire): "Queríamos un cambio (...) Él (Michael Beinhorn) no tenía aún un sonido propio, y quería encontrarlo con nosotros; algo que nos llegó a molestar bastante; porque para cuando encuentras ese sonido, te has cansado de tocarlo". Pero, a pesar de ello Beinhorn aportó ideas muy interesantes para la banda. Aunque el grueso del proceso tuvo lugar antes de entrar en el estudio: primero, cada uno de los miembros de la banda trabajaba en canciones por su cuenta, y ya en el estudio surgía la puesta en común de todas las propuestas.

El resultado fue un disco algo menos "heavy" que su predecesor, y más introspectivo (una definicón, por cierto, que no solía gustarle nada a Chris Cornell). Pero sea como fuere, la publicación de 'Superunknown' fue todo un triunfo de la banda. Por un lado, entró en el pimer puesto del billboard 200; y, por otro, fue muy bien acogido por la crítica, siendo varias veces etiquetado como una obra maestra.




RockFM