Cinco artistas de rock y metal cristiano

Recordamos algunas de las bandas cuyas letras se centran en la fe cristiana
Cinco artistas de rock y metal cristiano
RockFM

Locutor RockFM

Tiempo de lectura: 3’

Si bien es cierto que el absurdo estereotipo del género, ha llevado a mucha gente a relacionar rock y metal con el oscurantismo, que, por otro lado, también hay bandas. La mayoría de formaciones a lo largo y ancho del mundo, a lo largo de las décadas, ni entran ni salen en creencias religiosas. Aunque, por otro lado, muchos artistas que han tenido una vida un tanto disoluta, han acabado abrazando la fe para encontrar el camino a la serenidad, como por ejemplo Little Richard, Bob Dylan o Brian Welch (Korn). Pero no voy a hablar de este tipo de músicos, sino de bandas que deliberadamente han creado música rock o metal, y cuyas letras se enfocan a la fe cristiana.


Stryper

Probablemente la banda más reconocida dentro del metal cristiano. Proyecto de los hermanos Sweet que, desde 1983, hicieron auténticos himnos del género que dominaba el Sunset Strip, pero con letras y actitudes completamente contrarias a sus compañeros de escena. Si Mötley Crüe eran los reyes del hedonismo y el exceso, Stryper eran su antítesis. Sería en 1986 con su segundo disco, 'To Hell With The Devil', cuando conseguirían el éxito mundial, llegando a ser nominados a los Premios Grammy. Tras dos discos de estudio más, decidieron separarse y regresar en 2003 con más pena que gloria. Así las cosas, la banda ha vendido más de 10 millones de copias de todos sus discos y son considerados como la primera formación de metal cristiano.



Creed

Seguro que conoces al guitarrista Mark Tremonti y su proyecto Alter Bridge, pero antes de editar discos en solitario, o junto a Myles Kennedy, el músico de Detroit formó en 1993 una de las mejores bandas de la década de los noventa. Un magistral cuarteto de hard rock, influenciado por el post grunge, que hizo las delicias de todo aquel que se adentraba en su discografía. Tres discos después y con más de cincuenta millones de copias vendidas en todo el mundo, la relación entre Tremonti y el cantante Scott Stapp se deterioró de tal manera, que terminó por disolver la banda. Un tímido regreso en 2009 no fue suficiente para cerrar las heridas entre Tremonti y Stapp.



Skillet

Si creces en Tennessee, está claro que el blues, el country y el rock and roll, bañarán tus influencias musicales. Pero claro, si tu adolescencia cae en los primeros pasos de los años noventa, el rock alternativo tendrá un gran peso en tus primeras composiciones. Algo así es lo que les ocurrió a John Cooper y compañía, más conocidos como Skillet. Una banda que dio sus primeros pasos a mediados de los noventa, para hacer una carrera discográfica discreta, pero rentable, hasta que a diez años después despegaron y entraron en las listas del Billboard gracias a dos discos como 'Comatose' o 'Awake', del que consiguieron vender más de dos millones de copias.



P.O.D.

La eclosión del new o nu metal, trajo consigo infinidad de propuestas musicales. Desde los que introducían elementos electrónicos, hasta los que preferían un sonido más contundente apoyado por un bajo agresivo. Sea como fuere, a inicios de la década de los noventa y con una clara influencia en su sonido de metal, el rap y los ritmos latinos, llegaron P.O.D (Payable On Death). Una banda de San Diego que, con esfuerzo, comenzó a sonar en todo California, para ir conquistando todo Estados Unidos con su música y una fuerza lírica basada en sus creencias y moral cristiana. El 11 de septiembre de 2001, el mismo día de los ataques terroristas a las Torres Gemelas y Pentágono, los de Sonny Sandoval editaban su cuarto de estudio, 'Satellite', con el que conquistarían medio mundo gracias a canciones como "Alive", "Boom" o "Youth Of The Nation".



Flyleaf

Inspirados en sus propias vivencias y experiencias religiosas, los de Belton, Texas, comenzaron a componer en el 2002, bajo el poso de bandas como Korn, Skillet, Creed, Staind o Evanescence. Etiquetados en el metal alternativo, pronto llamaron la atención de crítica y público, gracias a la versatilidad vocal de Lacey Mosley, con la que grabaron tres discos, siendo los dos primeros los que mayor popularidad dio a Flyleaf, llevándolos a vender más de un millón de copias y girar en festivales como Family Values. En 2012, Mosley abandonó la formación y desde entonces, no han vuelto a conseguir estar al mismo nivel.

Aquí tienes algunos ejemplos de bandas de rock y metal cristiano que, no sin esfuerzo, llegaron al éxito. Seguro que tú también conoces más, así que te invito a que comentes en nuestras redes sociales. ¡Feliz día!

RockFM