El Francotirarock y las casas rurales para pasar unas vacaciones

Álex Clavero está indignado con el subidón de precio de estos alojamientos y nos ha contado las diferencias con la casa del pueblo de su abuela

video

El Francotirarock y las casas rurales para pasar unas vacaciones

Pulsa para reproducir el video

Tiempo de lectura: 2’

Las vacaciones vuelven a ser este año un tema complicado de planificar por culpa de la pandemia. Los cerrojos autonómicos y los repuntes han hecho que mucha gente se plantee pasar las vacaciones de Semana Santa en casas rurales de sus provincias. Y claro, ante la gran demanda, los precios suben y la disponibilidad, encima, disminuye. “¡¡Están las casas rurales a un nivel de lujo que ni el Palace!!¡El Palace tiene estrellas pero las casas rurales tienen palace! Si nieva tener palas es un lujo…”, recuerda Álex Clavero. Las casas rurales se han convertido en el codiciado objeto de deseo de la Semana Santa. “Son jamón, jamón… ¡Si las buscan en Booking tu casa rural podrías decir que es tu Booking-ham Palace!”, afirma el Francotirarock.

Las casas rurales suelen tener escobilla y suelo radiante. Esto le ha traído a Clavero recuerdos de la casa de su abuela. Tenía el suelo radiante de lo limpio que estaba. “¡Eso estaba a una temperatura que te quitaban las zapatillas de al lado de la cama y te quedabas ahí para siempre!”, explica Álex Clavero. Frío, frío, frío. El suelo de las casas de pueblo es como pisar el hielo: “¡¡Como tocaras con el pie ese mosaico automáticamente te salían tres anginas porque por una extraña razón el subsuelo de Zamora está conectado con la Antártida!!”. Nuestro cómico a veces hila fino y da explicación a algún fenómeno de la humanidad. En este caso ha hallado el misterio de por qué los frailes que regentan los conventos tienen a menudo sobrepeso: “¡Porque el animal típico de los monasterios Zamoranos era la Foca Monje!”.

Pero no todo era malo en los suelos de las casas de los pueblos. Había rinconcitos secretos donde pisabas y era gloria bendita. “Unos conductos que iban por debajo de la casa, ahí se metía leña, se prendía y eso calentaba el suelo, ¡¡pero a un nivel que a mi se me ha deshecho mi hermano!!”, cuenta Clavero. Y luego estaba la mesa camilla con las faldas. Eso era cosa de otro mundo o, al menos, así lo piensa nuestro humorista: “Yo no sé de qué material están hechas pero no pasa ni el sonido, ni la temperatura, lo único que pasaba era a otra dimensión… Volvías al origen, ¡yo ahí debajo me he encontrado con Cristopher Nolan! Diciéndome... ¡¡Ostia tú qué calor hace aquí!!”.

Más vivencias sobre las casas de los pueblos en el monólogo que puedes encontrar al principio de este artículo. ¿Tienes tu también recuerdos? Cuéntanos en la sección de comentarios y Álex Clavero los dará vida en la antena el próximo día.

Recuerda que puedes escuchar al Francotirarock todos los días a partir de las 8:50 en 'El Pirata y su banda'. Si te lo pierdes siempre puedes seguir viendo los mejores momentos de Álex Clavero en la web de RockFM. ¡Dale al play y que empiece el cachondeo con la ristra de chistes que nos trae cada día el cómico vallisoletano! No olvides compartirlo en las redes sociales si te ha molado la sección y si no eres muy de redes, tranquilo, también puedes recomendarlo boca a boca.

¿Te estás preguntando quién es ese tal Álex Clavero que tanto arte y tanta gracia tiene? Álex Clavero o Álex para los amigos o Alejandro para su madre cuando ha hecho alguna pifia es un cómico de Valladolid con raíz en un pueblo llamado Casasola de Arión. Allí solo hay un Álex así que es fácil dar con él si le estás buscando por algún chiste tipificado en el Código Penal que hayas escuchado.

RockFM