Angus Young recuerda cómo Keith Richards trató a AC/DC cuando tocaron con The Rolling Stones

Ambas bandas tocaron juntas en el año 2003 y los hermanos Young vivieron un curioso momento con Keith Richards
Angus Young recuerda cómo Keith Richards trató a AC/DC cuando tocaron con The Rolling Stones

Tiempo de lectura: 2’

En una nueva entrevista para Triple M, el guitarrista y líder de AC/DC, ha recordado cómo trató a su banda el guitarrista de The Rolling Stones, Keith Richards, cuando tocaron juntos en el año 2003.

Cabe destacar que ambas bandas se juntaron, junto con los emblemáticos Rush, en un concierto multitudinario en Canadá. El objetivo de este show fue el de recaudar dinero y ayudar al turismo local del país del norte de América, que acababa de superar un brote de SARS, un virus que, además de cobrarse las vidas de tres centenares de canadienses, dejó un estigma difícil de borrar en el país, al que no querían acudir turistas.

Aquel evento fue una suerte de cajón de sastre, con artistas de rock y de pop mezclándose en el mismo escenario. No en vano, cuando gente como Justin Timberlake -que iba con la mejor de las intenciones- salió al escenario, una lluvia de abucheos se hizo notar. Los fans tiraron botellas de agua y papel de váter al escenario durante su breve actuación y solo pudo ser tolerado por el respetable cuando, al final, se subió al escenario junto al resto de artistas para tocar "Miss You". Es cierto que Keith Richards se enfadó mucho y eso ayudó a aplacar a las masas, pero, por otro lado, muchos fans del rock esperaron más de 12 horas al sol para ver a sus bandas favoritas y una actuación de pop no eran lo que querían ver.

Aquel día, también salió AC/DC al escenario con uno de sus conciertos más cortos que se recuerdan. La legendaria banda solo tocó 70 minutos de set, eso sí, con casi todos sus éxitos incluídos. Junto a los Stones, Angus Young regresaría horas después para tocar una versión del "Rock Me Baby" de B.B.King junto a los Stones. Antes de eso, también aparecieron los héroes locales, Rush. "Estamos acostumbrados a tocar sets de tres horas", decía Geddy Lee aquel día. "Creédme, tocar 30 minutos es algo refrescantemente corto para nosotros", explicaba. Había muchas bandas legendarias con repertorio para horas, pero, si cada grupo se hubiera extendido tanto como deseaban, el festival hubiera durado días.

Ahora, Angus ha explicado cómo fue aquel show y, más concretamente, cómo se gestionó su colaboración con los Stones en el clásico de B.B. King, que fue mucho más improvisado de lo que, a todas luces, pareció en principio.

"Nos preguntaron si queríamos acercanos hasta el ensayo, pero no quisimos porque sabíamos que los Stones, probablemente, estarían ocupados. Fue Ron Wood el que, de hecho, se nos acercó y nos dijo, 'Os llevo para adentro, Keith va a estar muy emocionado de veros'. Así que entramos y ahí estaba, siendo Keith", recuerda Angus.

"Él es quien es y le gusta lo que le gusta, y estaba muy contento de vernos. Y bueno, entonces Malcolm y yo pensamos en ir yéndonos. Estábamos ahí, sentados en uno de los cajones del equipo echándonos un cigarro cuando, de repente, Keith vuelve a aparecer justo unos segundos antes de salir a dar el concierto y nos dice: 'Ok, os voy a sacar para tocar 'Rock Me Baby', sólo vamos a tocar esa canción'":

"Y siguió diciendo, 'La vais a sacar fácilmente, está en Do'. Y, entonces, Mal le interrumpió y le dijo, '¿No deberías preguntarle a Mick Jagger si está de acuerdo primero?'. Pero bueno, al final salimos y acabamos tocando, lo cual, para nosotros, fue muy emocionante".

Si quieres conocer la historia completa de este brutal concierto, te la contamos aquí.

RockFM